domingo 26.01.2020

Más de 800 personas acuden al arranque de Finisterrae

Con todas las entradas vendidas y en un salón de bodas con glamour preparado con lazo para el directo, la sala Finisterrae comenzaba a andar bajo los acordes de Dire Straits .

exposición se puede ver hasta el 31 de mayo	javier alborés
exposición se puede ver hasta el 31 de mayo javier alborés

Con todas las entradas vendidas y en un salón de bodas con glamour preparado con lazo para el directo, la sala Finisterrae comenzaba a andar bajo los acordes de Dire Straits versionados por sus dobles más logrados, los locales Brothers in Band. Más de 800 coruñeses pudieron apreciar las características del espacio mientras asistían a la entrega de un grupo que no dejó ni una de Marc Knopfler sin tocar.
La banda se metió al público en el bolsillo desde el minuto uno donde sacó a ventilar el hit “Calling Elvis” para continuar por la senda de los éxitos y cuando todo parecía ser un bonito final con la melodía “ Telegraph Road” de fondo, Brothers in Band alargó el buen sabor de boca en unos bises que sonaron a “Money for nothing”, “Solid Rock” y “Portobello Belle” para terminar con aquella que dice “yendo a casa”.
Tal que así, los espectadores tomaron rumbo a sus hogares después de tres horas de buena música con la satisfacción de aumentar su radio de acción los fines de semana. Con una infraestructura que además tiene la condición de ser moldeable. De esta manera, Finisterrae albergará citas que pedirán estar de pie con otras más tranquilas. De dos ambientes en los que uno podrá disfrutar sentado de la actuación o moviendo el esqueleto.
La sala no se cierra a ningún estilo y además de pop y rock, ofrecerá conciertos de jazz, indie o blues. Sin descartar otro tipo de eventos más allá de los musicales. El promotor Juan Rodríguez Rivera explicaba en la presentación que el espacio viene a alimentar un vacío en la ciudad, donde “faltaba un formato como este, pensado en albergar grandes proyectos que no tienen cabida en las salas que ahora mismo existen”.
Ubicado dentro del hotel Finisterre donde muchos coruñeses celebraron el “sí quiero”, la iniciativa contará con un calendario regular. Por su parte, el coordinador Carlos D. Landeira anunciaba que lo grueso de la programación está por llegar ya que en verano la actividad se paralizará por las bodas. En todo caso “y aunque no podemos avanzar más fechas por cuestiones de contratación, sí podemos adelantar que parte de la programación vendrá marcada por SON Estrella Galicia”. El objetivo de los encargados de Finisterrae pasa ahora por hacer que los coruñeses marquen La Dársena como destino final en los días festivos. Para pasar un buen rato en un marco incomparable.