jueves 28.05.2020

La ciudad y su comarca vivieron ayer el día más frío de lo que va de invierno

El invierno ya está aquí. Aunque prácticamente ya ha pasado un mes desde que comenzase la estación más fría del año, A Coruña vivió ayer uno de los días con las temperaturas más bajas.
El sol provocó vapor al derretir el rocío acumulado en el suelo         Quintana
El sol provocó vapor al derretir el rocío acumulado en el suelo Quintana

 El invierno ya está aquí. Aunque prácticamente ya ha pasado un mes desde que comenzase la estación más fría del año, A Coruña vivió ayer uno de los días con las temperaturas más bajas. Para hoy se espera una jornada similar y será mañana cuando los termómetros den un respiro a los coruñeses y vuelvan a subir.

Un rápido vistazo a A Coruña en las primeras horas de la mañana de ayer daba idea de que el frío de verdad había llegado. La mayoría de los ciudadanos sacaron la ropa de más abrigo que pudieron encontrar en sus armarios y algunos tuvieron que emplearse a fondo para retirar la ligera capa de hielo que cubría los cristales de sus vehículos antes de ir a trabajar. Además, muchos viandantes comentaban el frío que hacía en la calle y soportaban como podían el vaho en coches, piscinas y el generado por sus propios cuerpos.

Según la estimación de los técnicos de MeteoGalicia, el mercurio bajó hasta los 3 grados en la ciudad, si bien en zonas del municipio como A Zapateira la temperatura todavía era uno o dos grados inferior a ese dato sobre las 10.00 horas.

“Las temperaturas mínimas irán en descenso y las heladas serán generalizadas”, decía el parte meteorológico para toda la comunidad pero, en general, la peor parte se la llevaron, como casi siempre, en el interior de las provincias de Lugo y Ourense.

Por contra, la máxima en A Coruña se situó en los 12 grados, aunque esta cifra no se alcanzó hasta las horas más próximas al mediodía.

Según los expertos, la previsión era que la situación se complicase a última hora de la noche de ayer por lo que la ciudad amanecerá hoy nuevamente en temperaturas casi gélidas. MeteoGalicia sitúa la mínima en los 3 grados, mientras que la máxima ascenderá hasta los 15 grados.

En cualquier caso la ventaja será que los cielos estarán despejados, salvo algunas nubes puntuales. El miércoles volverá la lluvia, sobre todo por la mañana, que llegará paralela a la subida de los termómetros. El informe de adversos calcula que la situación en A Coruña oscilará entre los 9 y los 15 grados.

Comentarios