jueves 22/10/20

Las incautaciones de armas blancas se disparan en los últimos meses

El suceso de ayer, en el que agentes municipales detuvieron un joven de 28 años que había atacado con un machete a sus compañeros, pone de manifiesto la proliferación de las armas blancas en la ciudad. El año pasado, la Policía Local comenzó por primera vez a hacer incautaciones y llegaron a las 124, lo que hace una media de más de 10 armas ilegales al mes.

                                Ñ
Una policía científica examina en Lonzas un cuchillo empleado en un homicidio javier alborés

El suceso de ayer, en el que agentes municipales detuvieron un joven de 28 años que había atacado con un machete a sus compañeros, pone de manifiesto la proliferación de las armas blancas en la ciudad. El año pasado, la Policía Local comenzó por primera vez a hacer incautaciones y llegaron a las 124, lo que hace una media de más de 10 armas ilegales al mes. Por su parte, la Policía Nacional también ha incautado grandes cantidades de armas blancas, según reconocen los propios agentes,
Estos cuchillos, navajas o machetes están detrás de muchas de las agresiones y robos con violencia que se registran en las calles coruñesas, aunque los entendidos no se ponen de acuerdo en sí el aumento de los controles de seguridad ciudadana está sacando a la luz un fenómeno que ya existía o si, por el contrario, cada vez es más habitual llevar armas blancas encima, lo que añadiría más preocupaciones a las autoridades, que ya constataron en el primer trimestre de este año un aumento del 8,9% en la delincuencia violenta, aunque descendieran los robos con violencia.

más protección
Este incremento en la frecuencia con la que se salen a relucir las armas blancas también genera inseguridad entre las fuerzas policiales, en muchos casos insuficientemente pertrechadas de material, como chalecos protectores. En mayo, más de cien miembros de la Policía Nacional se concentraban frente al a comisaría de Lonzas para guardar cinco minutos de silencio  en recuerdo del compañero fallecido en Málaga, acuchillado por un indigente.  Los representantes sindicales recordaron entonces que podría haber sobrevivido si llevara chaleco y que en A Coruña hay  una partida de protecciones que no se reparte porque, según les explicaron sus propios mandos “no hay para todos”. A día de hoy, muchos de esos chalecos ya están en circulación aunque más de un 10% de ellos permanecen en el almacén por no ser de la talla adecuada.
Eso quiere decir que, a día de hoy, solo una parte de las dotaciones de los coches patrulla y las unidades de prevención y reacción (UPR) llevan chalecos. El cálculo de la Jefatura Superior es que, para finales del año que viene, esta deficiencia esté solventada.
En cambio, la Policía Local se encuentra mejor equipada. De hecho, con 86 chalecos de alta protección y 32 cascos y escudos antidisturbios y 30 sprays de autodefensa para repartir entre algo más de 300 policías, es de la fuerzas de seguridad públicas más protegidas, con equipos en cada coche patrulla. En la intervención de ayer usaron precisamente chalecos y escudos para irrumpir en el piso de la calle del alcalde Pérez Arda donde tuvo lugar el incidente del machete, aunque al final, el joven no presentó resistencia.
También se han usado en intervenciones en la zona de ocio del Orzán, e incluso cuando se han descubierto animales peligrosos abandonados en los pisos, a los que han arrinconado usando los escudos. n

Comentarios