viernes 4/12/20

Los empleados de Alu Ibérica alertan del cese inminente de la producción

 Aseguran que solo queda un horno que esté totalmente operativo y que es necesaria una reparación urgente
El comité ofreció ayer una conferencia de prensa en el Edificio de Sindicatos de Alfonso Molina | Pedro Puig
El comité ofreció ayer una conferencia de prensa en el Edificio de Sindicatos de Alfonso Molina | Pedro Puig

El comité de empresa de Alu Ibérica, la antigua Alcoa, denunció ayer la precariedad que viven con el nuevo propietario, el Grupo Riesgo, y avisa de que es muy posible que la producción se detenga pronto, puesto que solo existen dos hornos en funcionamiento a día de hoy en la fábrica de aluminio, y uno de ellos ya está parado por avería. “De no venir a reparar los dos hornos urgentemente, vamos a tener que parar la producción. Esa la realidad del proyecto de esta gente (Grupo Riesgo)”, denunció Juan Carlos Corbacho, presidente del comité. 
Según los trabajadores, a día de hoy existen solo dos hornos en funcionamiento en Alu Ibérica. Son dos hornos de elaboración, cada uno de 37 toneladas: el 1A y el 1B, Este último está prácticamente parado por su deterioro, porque se emplea como horno de refusión es decir, para fundir chatarra y producir nuevo aluminio en bruto. Corbacho recuerda que existía el compromiso de traer un horno de refusión con una capacidad de 65.000 toneladas al año pero todavía no se ha materializado. “No se instaló nada a día de hoy: ni las mesas de colada, ni el horno de gas, nada”, añade, al tiempo que recuerda que reparar el horno puede llevar un mes. 

Por otro lado, también denuncian que la cubierta de la zona de electrolisis presenta agujeros, que deben repararse aprovechando el verano. “Si no, en invierno la cubierta va a volar, poniendo en peligro a los trabajadores”, advirtió el responsable sindical. 

La empresa “okupa”
Corbacho no ahorró críticas para el Grupo Riesgo, al que calificó de “okupa” de la fábrica, puesto que se hizo con ella en abril, tras una sorpresiva compra a Partner Capital, que a su vez la había adquirido a Alcoa hace un año. 

Desde entonces, los trabajadores vienen reclamando la vuelta al acuerdo alcanzado entre Alcoa y Capital, que fue auspiciado por el Ministerio de Industria, y denunciando las irregularidades que observan, como presuntos impagos a la Seguridad Social o a los proveedores en la planta de Avilés, que también compró el Grupo Riesgo. “Hemos puesto seis denuncias a Inspección de Traballo y la última reunión con ellos fue cancelada cuatro veces”, añadió el portavoz de los trabajadores. 

Por su parte, el Grupo Riesgo presenta un certificado de estar al corriente del pago de la Seguridad Social y critica la actitud del comité de empresa, además de hablar de “boicot”, pero recuerdan que existe un desfase hasta la reclamación de deuda y que todavía no se ha dado a conocer el impago del mes de abril. Se podría haber pagado en junio con un 10% de recargo, pero el julio ya el recargo es del 20%, así que el recargo es de 70.000 euros.

Comentarios