El gerente de Tranvías está dispuesto a modificar los términos de la concesión

El gerente de la Compañía de Tranvías, José Prada, está dispuesto a revisar las condiciones de la concesión que firmó con el Ayuntamiento en 1987. Aunque cree que el contrato que se fijó en su día era “razonable”, el responsable de la adjudicataria del servicio de transporte público en la ciudad reconoce que hoy se podría “intentar otro”.
El gerente de Tranvías está dispuesto a modificar los términos de la concesión
josé prada, julio flores, carlos negreira y begoña freire, ayer durante la presentación de los nuevos buses en maría pita	javier alborés
josé prada, julio flores, carlos negreira y begoña freire, ayer durante la presentación de los nuevos buses en maría pita javier alborés

“Estamos abiertos a negociar cualquier modificación que se pueda ver que mejore las condiciones”, reconoció ayer el gerente de la Compañía de Tranvías, José Prada, en respuesta a una pregunta sobre si estaría dispuesto a revisar con el Ayuntamiento la concesión del servicio de transporte público, que incluye la famosa fórmula “polinómica” por la que se establece la subvención que recibe anualmente la empresa del gobierno local.

Cambia el diseño   de las rampas   para “minimizar”    el número de averías

Aunque defendió el contrato que se firmó en 1987 –el “Ayuntamiento se encontró con una concesión difícil y se llegó a un acuerdo en se momento razonable”–, cree que, hoy en día, se podría “intentar otro” diferente. “Nosotros estamos siempre abiertos a negociar”, insistió el responsable de Tranvías, que apuesta por dejar de “criticar tanto las condiciones de pasado” y mirar hacía el futuro, siempre “con la voluntad de poner las condiciones para mejorar” el servicio.

Para el máximo responsable de la compañía, la concesionaria cumplió con sus obligaciones en todo este tiempo: “Creo que ha funcionado bien”. Como ejemplo, Prada hizo referencia al renovación de la flota durante los últimos diez años –con una inversión de 14 millones–, además de otras mejoras de información o de pago con las que se actualizó el transporte público coruñés.

Precisamente de la última renovación de autobuses pudo presumir ayer. En compañía del alcalde, Carlos Negreira; el portavoz municipal y concejal de Movilidad, Julio Flores, y de la edil de Tráfico, Begoña Freire, Prada presentó en la plaza de María Pita los ocho vehículos nuevos que desde hoy se suman a la flota de la compañía. Con un coste de 2,2 millones de euros, a estos se unirán otros ocho similares en 2013.

vía prioritaria

Además de la revisión de la concesión, el presidente de Tranvías mostró su opinión sobre la sustitución del carril bus por una vía prioritaria vigilada. Según Prada, para Tranvías el rendimiento de los buses con el nuevo sistema es “satisfactoria”, aunque, al igual que manifestó Julio Flores, considera que “todavía no es momento de evaluarla al 100%” como consecuencia de las obras en San Andrés.

Lo que sí tiene la empresa son los datos de los usuarios de los buses rojos en 2011: 21,6 millones de pasajeros, medio millón más que en 2010. La línea más demandada fue la 14, con 2,4 millones de viajes, seguida por la 6, con 2,2 millones. n