viernes 4/12/20

Detenido un varón de 25 años en A Coruña con más de 150 plantas de marihuana

La Policía Nacional ha detenido a un varón de 25 años en A Coruña en el marco de la Operación Rosendo porque tenía una plantación de más de 150 plantas de marihuana en un piso del barrio de Os Mallos.

Foto de la Policia Nacional en el barrio de Os Mallos.
Foto de la Policia Nacional en el barrio de Os Mallos.

La Policía Nacional ha detenido a un varón de 25 años en A Coruña en el marco de la Operación Rosendo porque tenía una plantación de más de 150 plantas de marihuana en un piso del barrio de Os Mallos.
Los agentes detuvieron a este joven el pasado jueves 9 de octubre según detalla hoy a través de un comunicado la Policía, en el que indica que el detenido no tenía antecedentes penales.
El investigado mantenía una plantación de más de 150 plantas de marihuana en un piso que tenía alquilado en el barrio de Os Mallos, piso que tenía dedicado en exclusiva para su cultivo y al que solo acudía para el cuidado de las mismas.
Había llegado a establecer un dispositivo automático de riego y ventilación de la plantación en el que se había invertido más de 3.000 euros en equipamiento.
Los agentes al tener conocimiento de los hechos, solicitaron la correspondiente autorización judicial para proceder a la detención del individuo y a la entrada y registro del domicilio donde tenía la plantación.
Al practicar la entrada en unión de la comisión judicial, se comprobó que las distintas habitaciones del piso de sesenta metros cuadrados tenían finalidades diferentes.
Había una dedicada al secado de las plantas unas vez cortadas, otra para el cultivo de esquejes y plantas pequeñas y una más dedicada al almacenaje de fertilizantes, herbicidas y maquinaría para el cultivo de las plantas.
La más grande del inmueble estaba destinada al cultivo de las plantas adultas mientras el baño contaba con un traje especial de trabajo para manipular herramientas y productos.
Las plantas que tenía ya cortadas, y en proceso de secado, ya próximas a su comercialización, arrojaron un peso superior a los diez kilogramos.
Al parecer, con cada cosecha recolectada, el detenido ingresaba unos beneficios de 6.000 euros, por lo que se estima que el negocio resultaba muy lucrativo.
Una vez tramitado el correspondiente atestado, el detenido paso a disposición judicial y quedó en libertad con cargos como un implicado más en la Operación Rosendo.

Comentarios