viernes 18.10.2019

Cuatro décadas de historia y lucha por los derechos vecinales

La asociación de vecinos Monelos-Fuente de las Pajaritas celebra el próximo día 18 el 40 aniversario de su fundación con una comida para socios y familiares y apelando a una mayor implicación por parte de los más jóvenes en la actividad asociativa
La presidenta de la entidad, Carmen Beiroa, con miembros de la junta directiva, ayer, en el centro cívico de Monelos | javier alborés
La presidenta de la entidad, Carmen Beiroa, con miembros de la junta directiva, ayer, en el centro cívico de Monelos | javier alborés

Decía Gardel que “20 años no nos nada” y en la asociación de vecinos Monelos-Fuente de las Pajaritas lo saben bien ya que doblan la cifra en años de actividad. Para conmemorarlos, la junta directiva ha decidido ofrecer una reunión de confraternidad el próximo viernes 18 en el campo de fútbol del Doctor Víctor Fernández Alonso a partir de las 19.00 horas para socios y familiares, que recibirán bolsas de algodón conmemorativas.

“Convocar una charla sobre la historia del asociacionismo no nos parecía muy adecuado ya que estamos en otra fase social ya”, destaca el secretario de la entidad que preside Carmen Beiroa, Jesús Meizoso. En la actualidad, son 457 los socios inscritos en la asociación, aunque se estima que son 1.200 las personas que reciben servicios de ella.

En la junta directiva son 19 los vecinos que la conforman y, aunque aseguran que hay relevo, echan en falta más juventud. “Soy el segundo más joven y tengo 55 años. Las asociaciones de vecinos que tienen tradición en A Coruña están conformadas por gente jubilada ya que para ellos es un centro de sociabilización, pero sí se echa en falta a gente joven porque se maneja de otra manera en los medios digitales”, destaca, al mismo tiempo que confiesa echar de menos a más gente “que se implique y que entienda lo que es la actividad en las asociaciones, sobre todo, el respeto a todas las sensibilidades”.

Durante estos 40 años el barrio ha cambiado y para mejor ya que ha visto cómo han llegado a él los edificios de Nuevos Ministerios, los parques de Eirís y Oza, el asfaltado de la avenida de Monelos de un año a esta parte y la actual reforma del IES de la zona, por lo que los vecinos aseguran que “con entendimiento y dinero se van consiguiendo cosas”.

“Lo que nos molesta es que hagan cosas sin consultar o que no se habló. “Nuestra última protesta fue por el carril bici, no porque no lo quisiéramos, sino porque hicieron una modificación sobre el proyecto sin decirlo”, destaca Meizoso, que aboga por una necesaria participación ciudadana en tiempos en los que la información se mueve por las redes sociales; “si de inicio creas una percepción negativa es muy difícil luego cambiarla”. 

Con todo, para la entidad la labor asociativa es muy agradecida dada la relación que se crea con los vecinos y a los proyectos que salen adelante en consenso.

Comentarios