martes 20/10/20

“La característica de Cruz Roja es saber adaptarse a todas las situaciones”

ALFONSO GARCÍA LÓPEZ, PRESIDENTE DE CRUZ ROJA

Alfonso García López (Madrid, 1942) dice que siempre ha tenido la necesidad de participar en tareas colectivas y, por ello desde hace dos años, preside Cruz Roja Española de A Coruña.

García indica que cuantos más recursos propios más independencia
García indica que cuantos más recursos propios más independencia

Alfonso García López (Madrid, 1942) dice que siempre ha tenido la necesidad de participar en tareas colectivas y, por ello desde hace dos años, preside Cruz Roja Española de A Coruña.

Cruz Roja se encuentra en un proceso electoral
Estamos en proceso electoral. Comenzó en el mes de septiembre de 2014. Es un proceso largo, dura unos ocho meses. Acabará en abril o mayo. Y se elegirán todos los presidentes provinciales, autonómicos y finalmente el responsable nacional. El proceso tiene su complejidad, porque votan tanto los afiliados como los voluntarios a sus representantes locales, que a su vez eligen a los provinciales y estos a los autonómicos y así hasta llegar al presidente nacional. Es un proceso piramidal y presidencial, por decirlo de alguna manera. Pero lo que quiero destacar es que lo más importante es que las personas vinculadas con Cruz Roja voten y participen masivamente en la toma de decisiones.

¿Su voluntad es la de continuar al frente de la Cruz Roja coruñesa?
Mi intención es seguir pero comprenderá que no depende de mí. Llevo dos años y pretendo continuar. Para mí fue una novedad cuando llegué aquí. No conocía la Cruz Roja desde dentro pero en esstos dos años ya me integrado por completo e incluso he escrito un libro sobre la historia de la entidad en la ciudad de A Coruña desde su fundación en el año 1864.
Comentaba usted que la institución tiene un carácter presidencialista. Pero entiendo que habrá cierta autonomía porque, por ejemplo, A Coruña no tiene las mismas características que Lugo.
Cada cuatro años cuando se celebran las elecciones, el último acto es la convocatoria de una asamblea general en la que se elige al presidente nacional y se aprueba el documento estratégico por el cual se va a regir la institución durante cuatro años. De manera que todas aquellas actividades que se realicen a nivel local están encardinadas en ese plan estratégico. No obstante, como es verdad que hay lugares con más necesidades que otros por tamaño, población y demás, se lleva a cabo todo el plan estratégico o solo en parte. Las decisiones están muy meditadas con participación de todos, pero en un régimen presidencialista, lo cual no es bueno ni malo. Y la prueba de la efectividad del sistema lo tenemos en los años que ha cumplido la Cruz Roja, basándose siempre en estas características.

¿Qué necesidades y objetivos tiene la institución en A Coruña?
La actividad primordial de Cruz Roja es el ser humano, en las personas vulnerables, en el ser humano que sufre. Y a partir de ahí lo que sea necesario para ayudarlo que en este momento son cuestiones que en gran parte de los casos nada tienen que ver con la guerra: la infancia, las mujeres maltratadas, las personas desvalidas o solas y catástrofes, entre otros. También está el fenómeno del desempleo. Respecto al apartado de los niños, que es uno de los que más gusta, tenemos programas de ayuda a las madres, campañas de juguetes y de familias de acogida. Soy de los que creo que para cambiar la sociedad hay que hacerlo con los más pequeños. Así con el programa de acogida conseguimos que los pequeños que dependen del Tribunal Tutelar de Menores ahora tengan una vida lo más parecida posible al resto de los niños. No tiene nada que ver con la adopción. Están en situación de acogida mientras su familia más cercana no los puede cuidar. Por su parte para los mayores tenemos el programa de teleasistencia. Este servicio es algo más que la mera llamada. Un grupo de voluntarios se ponen en contacto con los usuarios para informarse sobre sus necesidades. Para los mujeres tenemos programas de búsqueda de empleo y planes de apoyo a mujeres sometidas a situaciones de maltrato. Esencialmente esto se ofrece en toda España, lo que ocurre es que dependiendo del lugar y de las necesidades se insiste más en unos programas que en otros. Esta semana inauguramos una sede en Cambre y allí se nos indicó que es un municipio con mucha población infantil, por ello seguramente establezcamos programas dirigidos al bienestar de los más pequeños.

Si tuviese que especificar que es lo que más se solicita en A Coruña. ¿Qué sería?
No me atrevería. Pero bueno lo más prioritario es todo aquello relacionado con el hogar, alimentos, ropa, demanda de pago de alquileres. Todo aquello de primera necesidad. Pero de lo que nos sentimos más satisfechos es todo lo que tiene que ver con la formación. Porque, como ya dije anteriormente, la reconversión vendrá de la mano de la formación, primero de los niños y después de los mayores.

¿Podría cuantificar cuantos usuarios atiende Cruz Roja en la provincia coruñesa?
Alrededor de diez mil quinientas personas se atendieron en 2013. Las necesidades son enormes, pero insisto en que lo más perentorio son los productos de primera necesidad.

¿La crisis económica se encuentra detrás de todo esto?
Sin duda. Sin embargo, la característica principal de Cruz Roja durante todos sus años de existencia es su capacidad para adaptarse a las circunstancias. Su actividad se centra, única y exclusivamente, en atender las necesidades del ser humano, independientemente de cuales sean sus causas. Si no hay guerras, hay crisis, hay paro, hay violencia. En cada país es distinto, pero lo esencial es que hay necesidades y Cruz Roja se adapta a cada país y momento histórico.

Esta semana se inauguró una sede de Cruz Roja en Cambre y hace unas semanas otra en Sada. ¿A qué se debe?
Nuestro intención es estar cada vez más próximos al ciudadano para conocer sus necesidades. El lema del actual plan estratégico de la institución es “Cruz Roja cada vez más cerca del ciudadano” y a eso responde.

Comentarios