viernes 4/12/20

El Brexit, un cementerio coruñés fuera de Europa y las dudas sobre sir John Moore

Cerrado a cal y canto, y pudiendo entrar solo con permiso explícito del consulado, sito en Vigo, el camposanto inglés de San Amaro es propiedad de los británicos. Pero queda una duda por resolver que lleva mucho tiempo preguntándose, y es si el lugar donde descansa el famoso general inglés es terreno británico o si es gallego
La cripta donde descansan los restos de sir John Moore podrían considerarse suelo británico | Quintana
La cripta donde descansan los restos de sir John Moore podrían considerarse suelo británico | Quintana

Más allá de toda la parafernalia y conflictos que pueda generar, el Brexit, la marcha del Reino Unido de la Unión Europea, recuerda varios episodios que atañen directamente a nuestra ciudad.

Por un lado, tenemos en nuestras tierras un pedazo del Reino Unido, concretamente en San Amaro. El denominado cementerio inglés está considerado territorio extranjero, es más, su acceso está controlado por el consulado, sito un poco más al sur de A Coruña, en Vigo.

Pero, al igual que San Amaro, el homenaje erigido al general sir John Moore, donde descansan sus restos, es considerado por muchos territorio británico. Por ello, si diéramos un paseo por el jardín de San Carlos y cruzáramos el enrejado que rodea la tumba, podría darse la peculiar situación de estar en dos países diferentes, a pesar de la distancia que nos separa con el Reino Unido.

Bromas a parte, explica el presidente de la asociación histórico cultural The Royal Green Jackets, Manuel Arenas que, “en teoría”, esta última tendría el mismo acuerdo que el cementerio inglés de San Amaro, es decir, propiedad británica, pero añade que, a diferencia del camposanto, “no se llegó a encontrar la propiedad de este pequeño recuadro de San Carlos”. Pero explica que existe un documento en el que “el Gobierno británico cede, y si cede al Ayuntamiento, se entiende que es porque tiene la propiedad”.

Pero, hay más visiones al respecto de esta singular situación, y es que el historiador José Manuel Fernández Caamaño apunta a que él se documentó al respecto hace unos años. “Escribí a la embajada a Madrid y me indicaron que ahí no tenían nada”, señala, “a diferencia del cementerio, ese sí que es inglés”, añade.

Comenta que este tema podría ser “una leyenda urbana, como tantas otras” y apunta a un momento concreto en el que puede nacer esta creencia de que la tumba de Moore está en suelo inglés. Habla Fernández Caamaño de una reforma de este mausoleo, que contó con una aportación monetaria, “de unas 2.000 libras esterlinas de la época”, “como ellos pagaron ese arreglo, o ese nuevo diseño del mausoleo de Moore, quizá de ahí salga esa leyenda de que es inglés, pero no tiene fundamento ninguno”, añade el historiador.

Camposantos por el mundo

Hay otro aspecto que alimenta, más si cabe, ese pensamiento de que el terreno donde descansa Moore es extranjero. Y es que los británicos acostumbran a tener bajo su propiedad, a través de consulados y embajadas, los camposantos donde descansan sus caídos en las batallas.

Esto se acentuó en el siglo XX, creando una comisión que controla los cementerios donde descansan los caídos en la Primera y la Segunda Guerra Mundial, la Commonwealth War Graves Commission (Comisión de tumbas de Guerra de la Commonwealth).

Pero, sea la cripta del general de un país o de otro, junto a él descansan los restos de más personalidades, siendo “la última la hija de un cónsul, y ahí ya quedó cerrado”, explica Arenas.

Sea como fuere, el Reino Unido ha dejado la UE, pero ni el camposanto ni los restos de Moore se han movido de su lugar, algo sobre lo que bromea Arenas, “habrá que firmar un nuevo acuerdo para poder acceder al cementerio”. l

Comentarios