martes 1/12/20

El Ayuntamiento rechaza rescatar la concesión de la planta de reciclaje

A la espera de que se concreten las medidas de presión anunciadas por  el comité de empresa de Albada para forzar un desenlace a la huelga, el teniente de alcalde, Julio Flores, fue muy claro en rechazar una propuesta que habían hecho tanto partidos de la oposición como los propios trabajadores: el Ayuntamiento no se plantea rescatar la concesión de la planta de reciclaje de Nostián.

huelga albada
huelga albada

A la espera de que se concreten las medidas de presión anunciadas por  el comité de empresa de Albada para forzar un desenlace a la huelga, el teniente de alcalde, Julio Flores, fue muy claro en rechazar una propuesta que habían hecho tanto partidos de la oposición como los propios trabajadores: el Ayuntamiento no se plantea rescatar la concesión de la planta de reciclaje de Nostián. “No vamos a gastar 50 millones de euros de los coruñeses  (el precio de rescisión del contrato) en rescatar una empresa privada para que se vaya y nos deje el problema”, insistió.
Y el problema es que la planta de reciclaje no funciona como debería. Apenas procesa algo menos de la mitad, en vez del 65%, como se comprometió la empresa en su día. Pero ante las críticas de la oposición, que insiste en que es necesario hacer algo y tacha la situación de estafa social, Flores pide un ejercicio de memoria: “Desde el año 2000, todo el mundo sabe lo que pasa”.  
La forma en la que el Ayuntamiento ha decidido enfrentarse a a esta situación es tratar con la concesionaria y presionar para conseguir que mejore el porcentaje de reciclaje. Si en 2010 fueron 507 toneladas al mes, en 2011 ya fueron 711 y en lo que va de año se ha conseguido aumentar el porcentaje a 850 al mes. “En total, un 7% de mejora”, aseguró Flores. El portavoz municipal recordó que ya han conseguido reducir la deuda con Nostián en 10 millones. “El anterior gobierno reconoció, justo antes de marcharse, una deuda de 30 millones. Después de dos auditorías hemos dicho que no, que son 20 millones”.
Sin embargo, aunque Flores también es consciente de que en el Consorcio das Mariñas decidirá mañana si denuncia o no a Albada por no reciclar la basura del área metropolitana (todos los desperdicios van a la planta de rechazos de Sogama desde que empezó la huelga) como ya hicieron en 2011 cuando se negaron a admitir sus residuos si no pagaban un aumento de la tarifa. Pero Flores se resiste a tomar esa decisión. “SI sigue así, al final acabaremos en los tribunales, pero es un proceso largo y queremos agotar toda las vías posibles”.
El mismo consejo da a la dirección de Albada y su comité, que el día anterior concluyeron una vez más  una sesión de negociaciones sin haber acercado posturas. “Llevan ocho meses así, sin que se haya conseguido nada. Que lleguen a un acuerdo de una vez o que le den a la Xunta de Galicia capacidad de arbitraje”, propuso. Es decir, que den a la mediadora del AGA el poder de decisión. “Pueden hacerlo cuando quieran”, recordó el teniente de alcalde, que rechazó que el Ayuntamiento tenga algún papel que cumplir en una negociación en la que ya media el organismo competente del gobierno autonómico. n

Comentarios