miércoles 2/12/20

El Ayuntamiento amplía la plantilla de los bomberos con la creación de seis nuevas plazas

El orden del día de ayer prometía una sesión plenaria tranquila que, al final, no estuvo exenta de polémicas. El asunto más destacado fue la aprobación de la modificación de la plantilla del cuerpo .

Los representantes de la oposición se pusieron de acuerdo para criticar la política de empleo público
Los representantes de la oposición se pusieron de acuerdo para criticar la política de empleo público

El orden del día de ayer prometía una sesión plenaria tranquila que, al final, no estuvo exenta de polémicas. El asunto más destacado fue la aprobación de la modificación de la plantilla del cuerpo de bomberos para crear seis nuevas plazas, pero esa cuestión generó una serie de acusaciones de los grupos de la oposición auspiciadas por las denuncias de los sindicatos contra el gobierno de Carlos Negreira.
Tras la toma de conocimiento de la aprobación de las liquidaciones del presupuesto del Ayuntamiento y del Instituto Municipal Coruña Espectáculos, la responsable del área de Tesorería, Personal y Contrataciones, Rosa Gallego, anunció la intención de “aumentar en seis plazas el número de bomberos, para contemplar el incremento de diez”.
Gallego, que resaltó el compromiso de mejorar los servicios de emergencia, aclaró que “es la mayor oferta que se recuerda”.  En tal decisión participaron los sindicatos y, como garantes de la opinión de los trabajadores, tanto el PSOE como el BNG votaron a favor de este asunto. Esquerda Unida, por su parte, se abstuvo.
Así la nueva oferta de puestos salió adelante para su exposición pública y posterior aprobación definitiva. Pero el consenso no fue más que un telón para lanzar todo tipo de reproches al Ejecutivo municipal.
“É unha boa nova que exista unha oferta de emprego público pero os sindicatos teñen comentado o seu gran disgusto porque consideran que o Concello os ninguneou durante este mandato”, aseguró el portavoz de EU, César Santiso.
Según comentó, lejos de aceptarse las propuestas de los representantes laborales se modificaron aquellos asuntos “de interese para o Concello”. En su línea, volvió a solicitar la remunicipalización de servicios como la ORA y la grúa.
La concejala del BNG María Xosé Bravo reconoció que le producía “desasosego votar co PP nun tema de emprego público”. A nivel general, acusó al Partido Popular de preocuparse “só polo control do déficit e as políticas de austericidio”. A su juicio, con el rumbo tomado por el Ayuntamiento “non é posible a recuperación de emprego público e dos dereitos dos traballadores”.
“Toda creación de empleo contará con nuestro voto favorable”, afirmó la socialista Yoya Neira, no sin recalcar que la buena noticia de los bomberos “llega tarde”. El PSOE aludió a que a empleados y sindicatos “les crea desazón e incomodidad el trato recibido”, así como la llegada de foráneos para puestos “para los que ellos estaban preparados”.
Le dijo a Gallego que puestos como los de los conserjes de centros cívicos no están blindados.
Por su parte, la teniente de alcalde recordó que la oferta de empleo fue mayor y recordó a Santiso que las otras posibilidades con la ORA y la grúa son “echar a la plantilla o prorrogar el contrato a Vendex”.

Comentarios