• Jueves, 18 de Octubre de 2018

El alta de empresas cae en el primer trimestre tras tres años de ascensos

El Boletín Oficial del Registro Mercantil (Borme) sumó entre los meses de enero y marzo el primer bajón en la creación de nuevas sociedades después de tres años en el que el número de altas en A Coruña

El alta de empresas cae en el primer trimestre tras tres años de ascensos
En los polígonos han quedado algunas naves libres | pedro puig
En los polígonos han quedado algunas naves libres | pedro puig

El Boletín Oficial del Registro Mercantil (Borme) sumó entre los meses de enero y marzo el primer bajón en la creación de nuevas sociedades después de tres años en el que el número de altas en A Coruña no había dejado de crecer en el mismo lapso temporal. El primer trimestre de 2018 se cerró, así, con el estreno de solo 152 negocios nuevos en el municipio.

El Instituto Galego de Estatística (IGE) reveló en un reciente balance de los datos del Borme que A Coruña fue la que más nuevos negocios inauguró en marzo de entre las siete grandes ciudades gallegas. En total vieron la luz 49 sociedades frente a las 46 de Vigo, pero aún así el dato fue inferior al que se registró en la misma época del pasado ejercicio. Además, estos resultados no sirvieron para paliar la cifra negativa con la que se cerró el trimestre en términos empresariales.

El mismo informe muestra como las altas en el registro mercantil se precipitaron entre enero y marzo después de tres años en los que el camino era ascendente. Febrero fue el mes más fuerte con 60 inscripciones pero, aún así, el cómputo total fue de 152 firmas. El bajón con respecto al año anterior fue de casi una treintena de nuevos negocios, dado que desde 2015 los emprendedores o empresarios no habían cejado en su empeño por poner en marcha cada vez más nuevas iniciativas.

Por debajo de Vigo
Para ver otra caída similar habría que remontarse al cambio de año entre 2014 y 2015. Pese a todo, el inicio de 2018 se ha saldado con un cómputo global mejor que el resto de ciudades de la comunidad a excepción de Vigo.

En esta última también se detecta una evolución negativa, si bien los números continúan siendo más elevados que en el norte, quizá por tener un perfil de municipio más industrializado. La diferencia en favor de la urbe olívica fue de algo más de un 8% por encima de la cifra coruñesa. El análisis global de las grandes ciudades muestra que en todas se está produciendo otra vez una pérdida de ritmo en las altas.

El 63% de la comarca
Lo que no cambia es la tipología elegida por las personas que están detrás de estas firmas. A excepción de tres, el resto de ellas vieron la luz como sociedades limitadas. En la comarca se crearon, siguiendo el mismo parámetro, 242 empresas por lo que A Coruña representó un 62,8% de esa estimación del Borme. Asimismo concentró el 29% de todos las entradas en las listas de la provincia y solo un 13% del total gallego.

Los centros de coworking y los polígonos industriales de la ciudad suelen ser algunos de los puntos donde se implantan las nuevas empresas, pero la caída del número de altas de los últimos meses y los cierres que todavía se siguen dando han permitido que en algunas zonas queden naves u oficinas sin ocupar.