miércoles 28/10/20

Alfonso Molina se reordena para tratar de combatir los accidentes y los atascos

El Ayuntamiento dará preferencia al tráfico procedente de Alfonso Molina en la rotonda de Matogrande y eliminará la linea continua del carril de la N-550 a la altura de Palavea.
el desvío a matogrande pasará a tener dos carriles y preferencia en la rotonda para evitar embotellamientos	patricia g. fraga
el desvío a matogrande pasará a tener dos carriles y preferencia en la rotonda para evitar embotellamientos patricia g. fraga

La Junta Local de Seguridad aprobó ayer varias actuaciones que pretenden atenuar el número de accidentes y los atascos que castigan a Alfonso Molina a diario. El teniente de alcalde de Seguridad Ciudadana, Julio Flores, presentó ayer el plan, que incluye una serie de midificaciones en la señalización y la introducción de nuevos elementos disuasorios y de intervención rápida. “El año pasado se contabilizaron 48 siniestros, la mayor parte alcances, y cada uno significa de una a dos horas de embotellamientos”, recordó Flores, que explicó que las obras se llevarán a cabo en un plazo máximo de un mes.

Las modificaciones se realizarán en menos de un mes y consistirán sobre todo en cambios en la señalización

El plan que redactaron los técnicos municipales es sencillo y no requerirá más obras que los cambios en la señalización, tanto vertical como horizontal. Las observaciones de los expertos corroboran las de los conductores que recorren cada día Alfonso Molina: el tramo más conflictivo es que el que se encuentra entre Carrefour y el concesionario de la Seat. Es allí, en sentido entrada, cuando se acumulan los vehículos que pretenden acceder a Pocomaco a través de la rotonda de Matogrande, así que se ha decidido que el tráfico procedente de Alfonso Molina tenga preferencia y pueda fluir sin tener que ceder paso en la rotonda.

Además, el ramal del desvío pasará a tener dos carriles en vez del único de que dispone actualmente. El Ayuntamiento espera que los vehículos que suelen estacionar allí de forma irregular no impidan que se pueda circular por ambos carriles. De no ser así, advierte Flores, se tomarán medidas. El edil señaló que, a más largo plazo, se plantearán también mejorar el carril de la rotonda de Matogrande que se incorpora a Alfonso Molina y dotar de tres carriles a la carretera de Pocomaco en dirección al Polígono.

La segunda reforma afecta al sentido salida de Alfonso Molina. Ahora mismo, cuando se circula a la altura de la Zapateira, el conductor que desea tomar la N-550 que lleva a Vilaboa debe situarse en el carril de la derecha antes de pasar bajo el viaducto de la autopista, porque rebasado ese punto lo impide una línea continua. Se hizo así debido a la gran cantidad de vehículos que utilizaban esa vía para dirigirse al aeropuerto pero la situación ha cambiado mucho tras la apertura del tramo A Zapateira-Ledoño de la Tercera Ronda. En consecuencia, se podrá volver a acceder a la N-550 a la altura de Palavea para tratar de disminuir la intensidad de tráfico que soporta el carril derecho de Alfonso Molina.

Flores espera que la situación mejore con estas medidas y aún más con la apertura de la Tercera Ronda en 2014 “que nos permitirá redistribuir 40.000 vehículos”, pero insistió en que la clave de que todo funcione reside en la prudencia de los conductores.

Comentarios