domingo 17/1/21

A Coruña se erige en el laboratorio de la innovación urbana de Europa

Los coruñeses tendrán que esperar hasta finales de 2014 para hacer uso de las ventajas de Coruña Smart City, pero, desde ayer, pueden conocer un poco más de las claves de este ambicioso proyecto para la digitalización de la ciudad

la directora de innovación, el alcalde y el concejal de urbanismo, ayer en el muncyt	pedro puig
la directora de innovación, el alcalde y el concejal de urbanismo, ayer en el muncyt pedro puig

Los coruñeses tendrán que esperar hasta finales de 2014 para hacer uso de las ventajas de Coruña Smart City, pero, desde ayer, pueden conocer un poco más de las claves de este ambicioso proyecto para la digitalización de la ciudad, que prevé generar 2.000 empleos y una inversión de 2,5 millones, y que servirá para posicionar A Coruña como el laboratorio de Europa en la innovación aplicada a los servicios.
La directora de Innovación y Competitividad, María Luisa Castaño Martín, y el alcalde, Carlos Negreira, fueron los encargados de presentar ayer Coruña Smart City, que cuenta con un presupuesto de 11,5 millones de euros, procedentes de fondos europeos. En el acto, al que también asistieron cerca de un centenar de personas, participaron el director de Emalcsa, Jaime Castiñeira, y el director de la empresa adjudicataria del desarrollo del proyecto, Joaquín Seijas.
Tal y como se expuso ayer en el Muncyt, Coruña Smart City tendrá dos fases. La primera, dotada con 3,2 millones de euros, servirá para crear la plataforma que se empleará como base para el desarrollo de las aplicaciones que servirán para mejorar los servicios que se prestan al ciudadano. Será la UTE adjudicataria del concurso convocado por el Ayuntamiento –formada por las empresas Indra, Altia, Ilux y R– la que se encargue de su diseño y puesta en funcionamiento.
Esta plataforma será el “cerebro” de la ciudad y no estará plenamente operativa hasta finales del próximo año. Ahí será donde se acumule todo tipo de información, que después podrá ser usada, tanto por ciudadanos como empresas.
Como novedad, la UTE responsable empleará un proyecto piloto desarrollado en la Unión Europeo denominado Sofía, que sirve para recopilar todo tipo de datos, y ponerlos al servicio de del sector empresarial con el fin de que puedan sacarle partido.
Para poder digitalizar todo lo que ocurre en la ciudad, y obtener al mismo tiempo toda esa información, se habilitarán 10.000 puntos wiffi. También se desarrollará un centro empresarial de servicios e innovación, y se creará un canal de televisión para difundir Smart City y un showroom del proyecto.

segunda parte
La segunda parte del proyecto será la que podrán palpar los ciudadanos. Dotada con más 8,29 millones de euros, servirá para el desarrollo de las aplicaciones que mejorarán la vida a los coruñeses. El Ayuntamiento quiere licitarlos los primeros pilotos a partir de julio. En total, están diseñados 20 proyectos.
Uno de los directores de Imdra, César Valero, puso ayer varios ejemplos de las iniciativas que se van a desarrollar. Como un sistema para el control digital del riego, en el que no solo se tendrá en cuenta el uso del agua en función de la humedad, sino de las previsiones de tiempo, con el fin de no “malgastar” recursos si ya se sabe que va a llover al día siguiente. También se empleará la información que se obtenga a través de la plataforma para crear un alumbrado público que se ajuste en función de las horas del día o el tráfico de la calle.

Comentarios