Pedro se pone de morros en Bruselas

Pedro, en Bruselas | EFE

Pedro Sánchez no está acostumbrado a no conseguir lo que quiere. Políticamente hablando, por supuesto. En ocasiones ha tenido que hacer quizá más concesiones de las que esperaba o la incertidumbre le ha quitado el sueño más noches de las previstas, pero ha acabado logrando lo que se proponía. Hasta ahora, que no tiene que convencer a nacionalistas y podemitas, sino a presidentes de la UE. Dicen que su propuesta de poner un tope al precio del gas que se usa para generar energía no ha tenido una acogida precisamente cálida y se ha ido enfurruñado de la cumbre europea. Pobrecillo.

Pedro se pone de morros en Bruselas

Te puede interesar