Un centro de salud que pareciera gafado

parece que cada paso que se ha de dar para conseguir el nuevo centro de salud que el municipio de Meis lleva años esperando costase una enormidad. Primero, se escribieron ríos de tinta sobre la posible ubicación. Luego, cuando ya todo parecía encaminado, se hubo de escribir sobre las discrepancias de Concello y Xunta cuando el gobierno local ya tenía un terreno apalabrado. Despejado nuevamente el camino, faltaba solo firmar la compra ante notario. Pues el notario enferma. Venta pospuesta. Parece de broma, pero es verdad que la realidad, a veces, supera la ficción. FOTO: la alcaldesa y el conselleiro, en la firma del protocolo | cedida

Un centro de salud que pareciera gafado

Te puede interesar