Un carro de la compra cargado de tecnicismos

La ministra Nadia Calviño | EFE

Nadia Calviño ha vuelto a sacar brillo a sus tecnicismos y ha hecho un despliegue de sus mejores polisílabos para explicarnos, como si fuese algo maravilloso, que nos toca seguir pagando un diez por ciento más por nuestra compra, al menos hasta bien entrado el verano. La ministra nos ha señalado orgullosa la lejana “senda de la desaceleración” a la que llegaremos algún día si los “factores exógenos” no se interponen. “Factores exógenos” es, por supuesto, el término especializado para señalar que si la cosa no se arregla sola, ya encontrarán a que (o a quién) echarle la culpa. La explicación de la ministra ha sido extensa, detallada, optimista... y vacía. Tan vacía como el carro de la compra de muchas familias a las que cada día de espera por una intervención eficaz del Gobierno para frenar la escalada de los precios se les está haciendo eterno.

Un carro de la compra cargado de tecnicismos

Te puede interesar