sábado 23/1/21

La Xunta apremia al Gobierno local para que licite cuanto antes las obras de Nostián

La reunión que mantuvieron esta semana el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, y el alcalde Xulio Ferreiro, no bastó para que ambas administraciones acerquen posturas, por lo menos en lo que se refiere al reciclaje.

La Xunta se reunió con los municipios del área ayer
La Xunta se reunió con los municipios del área ayer

La reunión que mantuvieron esta semana el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, y el alcalde Xulio Ferreiro, no bastó para que ambas administraciones acerquen posturas, por lo menos en lo que se refiere al reciclaje. Los responsables de Medio Ambiente autonómicos apremiaron ayer al Ayuntamiento para que licite las obras de mejora de la planta de Nostián, para las que han entregado 600.000 euros en ayudas. Por su parte, la concejala de Medio Ambiente, María García, reprochó a la Xunta que esta inversión debería haberse llevado a cabo mucho antes, y que el retraso les provocará pérdidas económicas. 
Estos desencuentros salieron a relucir ayer en una reunión en la que los representantes de la Xunta se sentaron a la mesa con los de los municipios del área metropolitana englobados en el Consorcio das Mariñas. García considera que el convenio debería haberse puesto en marcha con la entrada en vigor del nuevo convenio que firmó la Xunta con Ecoembes (entidad que agrupa a las principales envasadoras) y de la que el Gobierno local afirma que no fue informado hasta finales del mes pasado, cuatro meses después de su firma y una de su entrada en vigor. 
Además, el Ayuntamiento asegura que licitar las obras llevará tiempo, dado los tiempos que maneja la administración y la envergadura (instalar nuevas lineas de procesado y desembalaje) y mientras tanto, el municipio, propietario de Nostián, no podrá beneficiarse del dijeron generado por las mejoras. 
Pero, más allá de los tiempos, la Xunta y el Ayuntamiento están totalmente en desacuerdo en lo que se refiere al contenido del convenio con Ecoembes. El problema es que, con el nuevo documento, la asociación tendrá que pagar un 15% menos por los envases que se recicla en Nostián, lo que implica una pérdida de 1,2 millones de euros, según los cálculos municipales.  
La directora general de Calidade Ambiental e Cambio Climático, Mª Cruz Ferreira, aseguró que cualquier pérdida económica sería cubierta por la Xunta, y que una vez las mejoras se hayan completado, la mayor capacidad de la planta para reciclar envases compensará con creces la reducción del precio, pero la desconfianza reinante entre ambas administraciones impide un entendimiento. 
García, por su parte, señala que la inversión en Nostián no es en sí misma una compensación por esas pérdidas, que cuantifica en 100.000 euros solo en el mes de enero. n

Comentarios