Reportaje | Lañas celebra tres lustros honrando su manjar más conocido

Es el postre por excelencia en las fiestas arteixanas y hace 15 años los vecinos de Lañas decidieron instaurar una fiesta para honrarlo como se merece

Reportaje | Lañas celebra tres lustros honrando su manjar más conocido
La asociación Fontesvellas ofreció una degustación de roscón y queso | patricia g. fraga
La asociación Fontesvellas ofreció una degustación de roscón y queso | patricia g. fraga

Es el postre por excelencia en las fiestas arteixanas y hace 15 años los vecinos de Lañas decidieron instaurar una fiesta para honrarlo como se merece. El roscón, que elaboran desde tiempos inmemoriales panaderías como la de Agustín Fernández, fue protagonista en un evento que congregó a más de 300 personas, entre ellas al alcalde arteixán, Carlos Calvelo, y concejales municipales.

La asociación Fontesvellas decidió hace tres lustros organizar por San Amaro la Festa do Roscón, ya que este dulce alcanzó fama en la comarca y se convirtió en la enseña de la parroquia de Lañas. Manuel Montes, presidente de la entidad, asegura que las “roscas” se elaboran con ingredientes naturales y una receta que ha pasado “de avós a pais e de pais a fillos”. Normalmente, indica Montes, en esta fiesta se despachan unos 200 roscones, hasta agotarse.

También “larpeiras”
Además del producto estrella de la panadería Fernández de Lañas –la única que sigue abierta en la zona–, las confiterías Mari, de Pastoriza, y Víctor, de Cambre, pusieron “larpeiras”, otro dulce similar que casa muy bien con el queso y que supone una sobremesa incomparable para muchos.


“Pola festa de San Amaro, moitas familias en vez de facer a comida na casa traen aquí aos seus invitados e xuntamos moita xente”, dice Manuel Montes, presidente de una agrupación que cuenta con 150 socios, prácticamente, explica, todos los vecinos de Lañas.

Los asistentes a la comida organizada por Fontesvellas gozaron de un menú a base de pulpo y jamón asado, vino, chupitos y el afamado roscón, además de una tarde de baile a cargo del dúo Elite. Para los más pequeños hubo hinchables.