Domingo 20.01.2019

Ingresa en la prisión de Teixeiro el detenido por el crimen de A Cañota

La hermana de la víctima: “Espero que pagues todo el daño que le hiciste a mi familia”.

Los amigos de “Papito” colocaron velas en la acera donde se desplomó, en la calle de A Cañota | Quintana
Los amigos de “Papito” colocaron velas en la acera donde se desplomó, en la calle de A Cañota | Quintana

El hombre que se entregó por el crimen de A Cañota ha entrado en Teixeiro. El titular del Juzgado de Instrucción 3 de Betanzos decretó su ingreso en prisión, provisional comunicada y sin fianza, por un delito de homicidio o asesinato, pendiente de calificar, indicó el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia. Este ciudadano de origen colombiano, principal sospechoso de la muerte por apuñalamiento de un marinero dominicano ocurrido hace dos semanas, se entregó a las autoridades, según confirmó la Guardia Civil. 

El Equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil detuvo ayer en sus dependencias al presunto autor de la muerte de un hombre en Betanzos. Acudió a la Comandancia de A Coruña acompañado de su abogado e incluso hizo entrega de un  arma blanca con la que supuestamente apuñaló a su víctima en tres ocasiones, el día 30 de diciembre en A Cañota.

Según indicaron, ambos hombres “mantuvieron una segunda disputa en un pequeño intervalo de tiempo”, la cual culminó con la muerte de la víctima por tres heridas de arma blanca, y posterior huida del autor de los hechos, que corrió escaleras arriba hacia la plaza de Galicia donde cogió un taxi en que, al parecer, se desplazó hasta el núcleo de Guiliade.

Todo apunta a que se entregó debido a la presión de saberse identificado por la Guardia Civil, quien pudo tomar declaración a numerosos testigos de los hechos, en plena calle y en una conocida zona de ocio de Betanzos.

La víctima, Máximo Feliz Ramírez, nacido en 1964 en la República Dominicana, se encontraba en la ciudad, donde residió años atrás, para pasar las celebraciones de Navidad con su madre y sus hermanas, asentadas desde hace tiempo en Betanzos. Las tres acudieron hasta la sede judicial para ver al presunto culpable de la muerte de “Papito”, como se le conocía en el municipio, e intentar, en la medida de lo posible, saber por qué lo mató cuando, según algunos conocidos, ambos habían sido amigos en el pasado, antes de que Máximo Feliz se enrolase como marinero en Canarias. 

“Espero que pagues todo el daño que le hiciste a mi familia”, señaló una de las hermanas. El entorno de la víctima no se cree el arrepentimiento del supuesto asesino incidiendo en que lo atacó sin opción a defenderse y que, aunque más tranquilos tras su arresto, “a su hermano nada se lo devolverá”, comenta una allegada, también vecina de Betanzos.

Comentarios