miércoles 2/12/20

“La implantación de una empresa láctea en Teixeiro es una esperanza para el sector”

La presencia del alcalde de Curtis, Javier Caínzos (A Coruña, 1969), en la plaza principal de Teixeiro, para la sesión de fotos que acompaña a toda entrevista, pretende ser aprovechada por varios de sus gobernados para hacerle partícipe de sus inquietudes.

Javier Caínzos cree que la instalación de una empresa láctea en Curtis beneficiará a los productores	javier alborés
Javier Caínzos cree que la instalación de una empresa láctea en Curtis beneficiará a los productores javier alborés

La presencia del alcalde de Curtis, Javier Caínzos (A Coruña, 1969), en la plaza principal de Teixeiro, para la sesión de fotos que acompaña a toda entrevista, pretende ser aprovechada por varios de sus gobernados para hacerle partícipe de sus inquietudes. Sin embargo, el regidor los emplaza, con excelente educación, a otro momento más propicio porque el tiempo apremia y la agenda aprieta.

Una de las cuestiones más candentes de la actualidad gallega es el sector lácteo y usted es el alcalde de uno de los municipios del área coruñesa más vinculado a él. 
Sí. Curtis tiene una población donde el 50% está vinculada al sector ganadero. Principalmente al sector lácteo, aunque también existen explotaciones ganaderas dedicadas al cárnico. Pero principalmente al lácteo.

Realice un análisis de la situación. 
Podría hacer varios análisis: la del propio sector lácteo, la de la expectativa que puede generar la implantación de una empresa en el polígono de Teixeiro y, por supuesto, que repercusiones consideramos que tendrá. Siguiendo el guion propuesto, de todos es sabido que el sector lácteo español, en general, y el gallego, en particular, viene sufriendo una larga crisis, que no viene de ahora. Una crisis de precios e, incluso, en un momento dado de recogida. Y viene, en parte, producida porque entre todos no supimos aprovechar las oportunidades que nos presentaba el sector. Oportunidades que eran mejorar en transformación o investigación. Sin embargo, todos nos centramos en producir más cantidad, cuando quizás lo que se debería haber hecho es diversificar. El contexto actual, estoy convencido, hubiera sido totalmente distinto. Respecto a las expectativas que ha creado la posible implantación de una nueva empresa láctea, decir por un lado que ha generado sorpresa. Una sorpresa muy agradable, al tiempo que una esperanza para el sector. Pero no solo para nuestro municipio, sino que también para toda Galicia. Yo espero que la implantación de la firma en Curtis, aparte de la esperanza, también suponga una estabilización, si no mejora, de los precios para los productores.

¿Podría profundizar un poco en las características de esta empresa? ¿Qué innova respecto a las actuales? 
Existe una diferencia importante entre esta y las existentes tanto en Galicia como fuera de Galicia. La gran mayoría se dedica al envasado única y exclusivamente de la leche. Sin entrar en excesivos detalles, pero a grandes rasgos, esta firma pretende extraer la proteína láctea para transformarla en productos de alimentación infantil, nutrientes deportivos e, incluso, derivados clínicos. Todo esto supone una transformación de la leche que aportará valor añadido a todo lo que se produzca. Y todo el mundo sabe que el valor añadido es lo que genera plusvalía en el ámbito industrial. Todo lo que no se está haciendo hasta ahora en el sector lácteo. Por lo que se nos ha comentado y por lo que nos hemos informado la comercialización de toda esta producción se hará en el exterior.

¿Los responsables de la empresa han garantizado que se harían cargo de toda la producción de leche del municipio y abonarla a un precio digamos razonable? 
Estamos en un mercado libre y dentro de un mercado de estas características cada industria buscará sus proveedores. Pero lo que es evidente es que su implantación supondrá un polo de atracción para los productores de Curtis y un atractivo de venta para los existentes a lo largo y ancho de la comarca. Pero insisto el mercado es libre y habrá competitividad. Una industria no va a fijar un precio mínimo, ni máximo, pero su establecimiento en Curtis supondrá, creo, una estabilización de los precios en el mercado porque la circunstancia de que la producción láctea esté próxima a la planta puede repercutir de modo beneficioso en el precio final de la leche. Estoy convencido de que será beneficioso para todos, porque los gastos en desplazamientos serán bajos. No podemos olvidar de que en Curtis hay sobre 9.000 cabezas de ganado y que cuenta con una cuota láctea superior a 23 millones de litros. Este fue un dato determinante para que los propietarios de la empresa se decantasen por el polígono de Teixeiro. En escasos kilómetros a la redonda hay municipios ganaderos como Mesía, Vilasantar, Oza-Cesuras, Frades, Aranga o Guitiriz. La cabaña ganadera es muy importante y los costes de recogida serán, en principio, bajos; lo que estoy seguro redundará en un beneficio económico para los ganaderos que son, a mi parecer, los que están siendo más perjudicados por los efectos de la crisis. Pero no solo en la actualidad.

¿Han sido todo felicitaciones o existe algún sector que se opone a la instalación de la planta? 
Insisto en lo que dije antes, para los productores lácteos se trata de una esperanza, de una ilusión y un motivador para todos los sectores. Espero que sea una solución para esta problemática, pero no es fácil encontrar una solución para todos los implicados. No nos podemos olvidar que desde el mismo momento que finalizo el régimen de cuotas, cualquiera puede producir lo que quiera. Debemos darnos cuenta de que desde ahora va a ser más importante la calidad que la cantidad. El atractivo está en la calidad, el mercado está saturado. Esta empresa se inclina por la calidad y todo aquel que apueste por ello más rentabilidad tendrá.

Entonces, la clave está en concienciar a los productores en no caer en el mismo error que antes. Si se puede llamar a eso errar. 
Bueno. Las cuotas regulaban el mercado y se sabía lo que este consumía. Ahora ya no. Galicia produce el 40% de la leche que se produce en España. Pero tan solo se consume aquí el 8%. No por subir la producción se va a consumir más. Hay que reciclarse.

Caínzos sonríe, con cierto pudor, cuando se hace referencia a uno de los proyectos estelares de su mandato: el polígono industrial de Teixeiro.

La existencia de un polígono como el de Teixeiro ¿considera usted que fue uno de los motivos por el cual se decantaron los propietarios de la empresa a instalarse en Curtis? 
No cabe duda de que la existencia de gran cantidad de materia prima como es la leche en la zona es el motivo principal. No obstante, todo el mundo sabe que la oferta de parcelas con las dimensiones como las que tiene el polígono de Teixeiro es muy atractiva para empresas dedicadas a la producción pesada y con necesidades de suelo muy grandes. No podemos olvidar que es un parque empresarial de dos millones de metros cuadrados que dispone de todos los servicios y urbanizado en un 80%, con una situación geográfica óptima puesto que su frente limita con la nacional N-634, que enlaza Santiago con San Sebastián, y se encuentra a cinco minutos de la autovía A-6, que une A Coruña con Madrid. Asimismo, por la parte posterior discurre una línea férrea, que a diario, por poner un ejemplo, utiliza la planta de bioetanol. La ubicación del polígono es óptima para el asentamiento de diversas industrias. Precisamente estos días estamos de enhorabuena, porque se encuentra a exposición pública la instalación de una planta de biomasa, que va a generar una importante inversión y una alta ocupación de terreno en el polígono con 90.000 metros cuadrados. Supondrá un revulsivo para el sector primario, en concreto el forestal.

¿Cuánto tiempo calcula usted que habrá que esperar para que tanto la empresa láctea como esta última se instalen en el polígono? 
Según los datos que nos han facilitado, creemos que la láctea estará operativa en 2019. Por su envergadura ya solo instalarse le llevará unos 24 meses. La de biomasa se encuentra todavía en la fase de exposición pública por lo que desconozco ese dato.
¿Cuántas personas está previsto que trabajen en la empresa láctea? 
El cálculo es que lo hagan entorno a 130 personas. Pero hay que tener en cuenta de que una empresa de esta magnitud después genera firmas secundarias para darle servicio. Respecto a la segunda los datos que nos han dado es que lo hagan una treintena.

¿Es la existencia de un polígono industrial la obra más importante de su mandato? 
Cuando accedimos en el año 1999 al Gobierno local nos planteamos una serie de objetivos y, por supuesto, que el polígono era uno de ellos. Costó 22 millones de euros y será la capital industrial de la provincia en el plazo de quince años, pero hicimos más cosas.

Comentarios