Sábado 25.05.2019

Distintos proyectos limpian los ríos de la comarca con la ayuda de los voluntarios

Barcés, Mendo o Mero fueron algunos de los que ayer se sometieron a los actos programados

los voluntarios recogieron varios kilos de residuos de las aguas de los ríos
los voluntarios recogieron varios kilos de residuos de las aguas de los ríos

La llamada limpieza simultánea de los ríos no es una iniciativa nueva, pero no por ello deja de ser necesaria. De eso se da uno cuenta cuando ve, tras el trabajo realizado por los voluntarios, la cantidad de residuos, de materia tanto orgánica como inorgánica, que se saca de estas aguas en los municipios de la comarca de A Coruña.
La de ayer fue una jornada de esas. Una jornada en la que todos aquellos que, desinteresadamente, se sumaron a las diferentes campañas y proyectos que organizan estos actos, se disponen a mancharse hasta las cejas con tal de eliminar toda la suciedad de los ríos para mantener una comarca limpia, con sus atractivos turísticos y espacios de ocio y esparcimiento intactos.
Y por eso, por la satisfacción que da realizar un trabajo de este tipo, se desplazaron hasta allí. Hasta el río Barcés, el río Mero, el río Mendo. Convocados por diferentes programas como el Proxecto Ríos o las jornadas de Custodia do Territorio que promueve el Grupo de Desenvolvemento Rural (GDR) Mariñas-Betanzos.
En este último caso, y en colaboración con la Fundación Fragas do Mandeo, se hizo el recorrido de 10 kilómetros por el río Mendo desde el Ponte das Moas hasta Roibeira, en el término municipal de Betanzos. Es una de las tantas actividades que el GDR quiere poner en valor el reciente reconocimiento como Reserva de la Biosfera y el cuidado del entorno con diferentes iniciativas.
Por su parte, el Proxecto Ríos ha llegado con esta a la sexta edición de la limpieza simultánea, ya que desde 2008 se están organizando estas citas en numerosas ayuntamientos de toda Galicia. Se trata de días en los que, como indica la propia organización, “os voluntarios saen aos seus ríos para recoller o lixo que atenta contra a riqueza dos ecosistemas fluviais”, una recogida en la que sacan del agua “miles de quilogramos de refugallos” por el bien del ecosistema.
Uno de los objetivos de esta actividad es, por lo tanto, la concienciación de la ciudadanía por el respeto al entorno y hacerles ver que los pequeños gestos, dicen, “valen moito”. n

Comentarios