miércoles 16.10.2019

Calvelo llevará ante el juez las cuentas de 2012 de Augarsa si hay irregularidades

La última vez que la parte privada y la parte pública de Augarsa se veían las caras en una junta general ha terminado en un nuevo desencuentro. Esta vez

carlos calvelo y maría riveiro	quintana
carlos calvelo y maría riveiro quintana

La última vez que la parte privada y la parte pública de Augarsa se veían las caras en una junta general ha terminado en un nuevo desencuentro. Esta vez, el punto de conflicto han sido las cuentas de la empresa del año pasado. El alcalde, Carlos Calvelo, ha decidido pedir una “auditoría independiente” de los número de Augarsa y, en el caso de que se “detecten irregularidades” en la elaboración de esas cuentas, llevará el documento a un contencioso administrativo.
Por este motivo, el mandatario, en representación de la parte pública, ha decidido no firmar las cuentas de 2012. Como explican desde el gobierno local, la empresa cerró el pasado ejercicio con una deuda que asciende a los 1,2 millones de euros.
Desde el Ayuntamiento aseguran que el liquidador de la parte pública ha apreciado “defectos de formulación en las cuentas”, una acusación que “no refrendaron los dos liquidadores, los encargados de gestionar la empresa hasta que desaparezca, de la parte privada.

Fiscalización
La auditoría de las cuentas de 2012 sería la cuarta fiscalización que el Ayuntamiento de Arteixo ordena sobre la empresa Augarsa y la gestión de Aqualia.
Desde el gobierno local justifican la importancia de estas auditorías atendiendo al hecho de que los tres exámenes anteriores sirvieron de base para pedir la rescisión del contrato de la gestión del agua.
Esta decisión fue ratificada por el pleno arteixán. El siguiente paso que se dio fue remitir la documentación al Consello Consultivo que respaldó la decisión municipal.
El último trámite se ejecutó el martes con una nueva sesión plenaria que puso el “punto y final” a la empresa que desaparecerá de Arteixo el 15 de agosto.

Comentarios