La Fase cero del Chuac podría demorarse hasta otoño por la crisis de suministros

EL presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijoo, la conselleira de Infraestructuras, Ethel Vázquez, y la alcaldesa de A Coruña, Inés Rey | patricia g. fraga

El salón de actos del Complejo Hospitalario Universitario (Chuac) acogió ayer la presentación por todo lo alto de la ampliación del nuevo Hospital, que esperan que esté listo en 2025. El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, tomó la palabra para dar a conocer los pormenores de esta obra, que costará 430 millones de euros. Tampoco ocultó que, como todas las infraestructuras, se enfrenta a la crisis de suministros. La fase 0, de 20 millones de euros, consiste en la reforma de los edificios actuales pero el presidente de la Xunta, en su intervención, no posterga su finalización más allá de finales de verano. “Ou principios de outono, como moi tarde. En función do que nos deixe a carestía dos materiais”, apostilló.

A pesar de todo, a Feijóo le parece importante comprometer plazos: “Sempre hai a posibilidade de non cumplir pero, se non se comprometen, non é mais que unha declaración de intencións”. En un año, es decir, en el primer trimestre de 2023, comenzarán las obras de la Fase 1 con el Hotel de Pacientes, y en el segundo trimestre comenzarán a trabajar en el viario, al tiempo que se demuele el actual hotel, despejando el solar. En el segundo trimestre de 2024, se seguirán con los trabajos de la Fase 1 y en el primer trimestre de 2025, “temos que ter finalizadas esas obras”. Quedaría así, por acometer el edificio de Consultas Externas (Fase 2) y la remodelación del exterior e interior del hospital actual (Fase 3), lo que llevará dos años más.



Un complejo distinto


Pero en el 25 el Chuac ya será un complejo distinto. “Será un hospital moito máis grande, integrado na paisaxe, e que teña unha accesibilidade do século XXI”, aseguró. Durante su intervención, Feijóo desgranó algunas cifras, la mayoría de las cuales ya se conocían: un 15% más de camas, (1.500), un 50% más de habitaciones individuales, y se duplicará el tamaño de Urgencias. “A superficie total será de 255.000 metros cuadrados. 25 campos de fútbol como Riazor. É un enorme edificio, e temos que acertar na circulación e que se entenda fácilmente”

El proyecto básico de la Fase 1 ya se ha entregado, pero falta el proyecto constructivo. El Gobierno gallego confía en licitarlo antes de que acabe el año. “En un año comenzará la fase 1, que engloba el 80% del Hospital. Va a coexistir la actividad asistencial con la de obras. Será complejo compatibilizarlas, pero creo que merece la pena”. Para Feijóo, la finalización de este hospital es el proyecto más ambicioso (junto con el de Vigo) al que jamás se ha enfrentado el Servicio Galego de Saúde (Sergas) desde 1990, y la mayor inversión que se haya hecho de golpe: 430 millones de euros. El proyecto permitirá ampliar el número de especialidades y un nuevo edificio de investigación apartado del resto, pero conectado por una larga pasarela. .

El presidente de la Xunta defendió la localización, que había generado polémica: “É difícil ter un lugar mais fermoso que este, e vamos aproveitar as vistas e facer algo do que nos sintamos orgullosos”. Feijóo admitió que se valoraron bastantes ubicaciones: la Fábrica de armas, e incluso fuera del municipio. “O final, esta ubicación, a pesar das dificultades dos accesos, nos que imos ter que invertir moito dinero, era a ubicación adecuada”.

El entorno contará con más plazas de aparcamiento, sendas peatonales, carriles bici, etc. Y contará con un edificio de investigación. Todo el complejo girará en torno de lo que los arquitectos llaman un “jardín climático”, una zona verde que permitirá crear “el mejor hospital posible”. 

La Fase cero del Chuac podría demorarse hasta otoño por la crisis de suministros

Te puede interesar