El Ayuntamiento ofrecerá una última vivienda al chabolista de A Pasaxe

El poblado de la antigua Conservera Celta lleva semanas prácticamente vacío, pero lleno de desperdicios | patricia g. fraga

 La concejala de Bienestar Social, Yoya Neira, insinuó que las conversaciones con el último habitante del antiguo poblado de A Pasaxe están llegando a un punto muerto. “Se ha trabajado ofreciéndole hasta cuatro viviendas diferentes. Estamos pendientes de ofertarle una quinta que esperamos que pueda aceptar, para una salida tranquila del poblado”, declaró.

Hasta ahora, el chabolista se ha mantenido en sus trece. “En caso de no ser así, será la administración competente (Demarcación de Costas, responsable del terreno, como dominio marítimo-terrestre) la que indique en función del procedimiento, cómo se tiene que hacer la salida”, continuó la edil que quiso dejar claro un punto: “Se debe salir. En primer lugar, desde el punto de vista de intervención social, que a mí me compete, por darle una oportunidad a los hijos que conviven con él, que nos consta que quieren salir del poblado. Y en segundo lugar, porque no están en una situación legal, porque es el último, porque todos sus compañeros han salido, y porque es lo lógico, lo normal, y lo que esperamos”.

Neira espera que el afectado “entre en razón y acepte esta última oportunidad que se va a ofrecer por parte de los servicios sociales”.



No a la carta


Los representantes legales del chabolista señalan que si se niega a trasladarse a un bloque de pisos, es porque está acostumbrado a vivir al aire libre, rodeado de terreno, y que a su edad y con su mala salud, no podría adaptarse a un cambio brusco e su estilo de vida. “Nos ha dicho que al segundo día se tiraría por la ventana”, aseguran. La concejala de Bienestar Social, fue clara al señalar que “esto no es un casa a la carta. Nadie la tiene, no la tenemos nosotros en nuestra vida personal y no la tiene nadie”.

Por su puesto, conocen “los condicionamientos de las personas que están en el poblado, tratamos de hacer que salgan pensando que la salida es lo mejor, porque eso es un factor de éxito de la intervención social, pero no aceptamos exigencias de ningún tipo”. Por su parte, los representantes legales recuerdan que llevan años intentado reunirse con el Ayuntamiento para tratar de llegar a un acuerdo, y han tenido que presentar recursos para defender los derechos de su cliente: “Si quiere que salga, que se siente con nosotros”. 

El Ayuntamiento ofrecerá una última vivienda al chabolista de A Pasaxe

Te puede interesar