• Martes, 21 de Noviembre de 2017

Unas dotes orales malentendidas

CUANDO un municipio se llama Ames no se puede pretender que para dar una charla sobre igualdad y prevención de la violencia de género organizada por el Concello se contrate a la señorita Rottenmeier. Con ese topónimo parece más lógico optar por alguien más abierto –de mente– e incluso que la política laboral del Ayuntamiento prime a quienes estén bregados en eso de amar. Así lo debe de entender la concejala de Igualdad, la socialista Lisa Feijóo, que se decidió por la actriz porno Amarna Miller como oradora. Sin embargo, se ha montado un follón de película... X, porque dicen que sus dotes orales no son como conferenciante sino de otro tipo. FOTO: amarna miller | twitter