• Martes, 26 de Septiembre de 2017

Trump dijo a los rusos que despedir al director del FBI le quitó “presión

El presidente de EEUU, Donald Trump, reconoció ante responsables rusos que el cese de James Comey como director del FBI le libró de una “gran presión” porque “estaba loco” y “le faltaba un tornillo”, según un documento publicado ayer por el periódico estadounidense “The New York Times”.

Trump dijo a los rusos que despedir al director del FBI le quitó “presión
Donald Trump niega la conspiración  | Kevin Lamarque (reuters)
Donald Trump niega la conspiración | Kevin Lamarque (reuters)

El presidente de EEUU, Donald Trump, reconoció ante responsables rusos que el cese de James Comey como director del FBI le libró de una “gran presión” porque “estaba loco” y “le faltaba un tornillo”, según un documento publicado ayer por el periódico estadounidense “The New York Times”.
El diario informó de que ese documento resume una reunión que mantuvo Trump en Washington el 10 de mayo con el ministro de Exteriores de Rusia, Serguéi Lavrov. El periódico neoyorquino no vio ese documento, pero un funcionario se lo leyó.
“Acabo de despedir al titular del FBI. Estaba loco, verdaderamente le faltaba un tornillo”, dijo Trump en esa reunión, que se llevó a cabo en su despacho de la Casa Blanca, de acuerdo con la versión ofrecida por este diario.
“Me enfrentaba a una gran presión por Rusia. Ya me lo he quitado de encima”, aseguró el periódico que decía el documento.
Comey fue cesado por Trump el martes pasado, una decisión que generó muchas críticas porque el FBI y el Departamento de Justicia están investigando los vínculos que los responsables de la campaña de Trump tenían con el Gobierno de Rusia y su posible confabulación para perjudicar a su rival, Hillary Clinton.

Nexos con Moscú
La conversación de Trump y Lavrov, un día después de que fuera cesado Comey, refuerza la idea de que el mandatario estadounidense decidió reemplazar al titular del FBI por sus investigaciones sobre los nexos de su Gobierno con Rusia que se estaba llevando a cabo, según el Times.
Inicialmente, Trump justificó el cese por su papel en las investigaciones que había realizado el FBI por el polémico uso de correos electrónicos desde un servidor privado de parte de la excandidata presidencial demócrata cuando era secretaria de Estado.
Poco después de esa versión oficial, Trump dijo públicamente que había prescindido de Comey al considerar que era un “fanfarrón” y que el FBI llevaba tiempo siendo “un descontrol”.

Caza de brujas
Pese a estos documentos, para Trump, lo que ocurre es que hay una “caza de brujas” en su contra, la “mayor” que haya sufrido nunca un político en la historia de EEUU, e incluso sus “enemigos” saben que no se confabuló con Rusia para tratar de perjudicar a Hillary Clinton, en los comicios presidenciales del año pasado.
Frente a las afirmaciones de Trump, tras su despido fulminante como jefe del FBI,  Comey reveló que el presidente le exigió “lealtad” y que quería obstruir la investigación sobre los supuestos nexos con el Kremlin. l