• Sábado, 25 de Noviembre de 2017

El líder de las FARC aspirará en 2018 a convertirse en presidente de Colombia

La antigua guerrilla de las FARC dio ayer el salto a la arena política con el anuncio de que presentará candidatos propios a las elecciones legislativas colombianas del año próximo y que aspirará a la Presidencia con su máximo líder, Rodrigo Londoño, alias “Timochenko”.

El líder de las FARC aspirará en 2018 a convertirse en presidente de Colombia
El líder de las FARC, Rodrigo Londoño, alias “Timochenko” | LEONARDO MUÑOZ (efe)
El líder de las FARC, Rodrigo Londoño, alias “Timochenko” | LEONARDO MUÑOZ (efe)

La antigua guerrilla de las FARC dio ayer el salto a la arena política con el anuncio de que presentará candidatos propios a las elecciones legislativas colombianas del año próximo y que aspirará a la Presidencia con su máximo líder, Rodrigo Londoño, alias “Timochenko”.
“Anunciamos que nuestro candidato a la Presidencia de la República será Rodrigo Londoño Echeverri ‘Timochenko’, quien estará acompañado de Imelda Daza como vicepresidenta”, dijo en una rueda de prensa el número dos de las FARC, Iván Márquez.
De esta manera, las FARC hacen un rápido tránsito de las armas a la política toda vez que a finales de agosto pasado celebraron su congreso nacional, en el cual aprobaron mantener las siglas en su partido, al que dieron el nombre de Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común.
El Gobierno colombiano y las FARC, que era la guerrilla más antigua y numerosa del continente, firmaron un acuerdo de paz el 24 de noviembre de 2016 poniendo fin a un conflicto de más de medio siglo. Además de presentar a “Timochenko” como candidato a la Presidencia, el partido FARC también reveló que Iván Márquez encabeza la lista al Senado. El anuncio se conoce un día después de que el Consejo Nacional Electoral le diera el aval a ese partido político para poder participar en las elecciones de marzo de 2018, cuando se renovará la totalidad del Congreso de Colombia, y en las presidenciales de mayo.

Escaños
En el punto de participación política del acuerdo de paz se garantizó a las FARC que contarían con cinco escaños en el Senado y cinco en la Cámara de Diputados durante dos períodos consecutivos. A esos legisladores ya garantizados por el acuerdo se pueden sumar los que la FARC obtenga en las urnas. “Damos el paso a la lucha política legal en un contexto en el que las grandes mayorías del país esperan pasar definitivamente la página de la guerra con los acuerdos de paz”, dijo Márquez.
Añadió que la FARC tiene la convicción de que se están gestando “los tiempos para hacer realidad las esperanzas de la gente del común”. Márquez exhortó al Congreso de la República para que “tenga la estatura histórica para diseñar los requerimientos que respondan al trámite” de las reformas políticas necesarias para la implementación total del acuerdo de paz, ya que hay varios proyectos de ley en ese sentido frenados en el Congreso.
Por su parte, Daza, quien formó parte del partido de izquierdas Unión Patriótica (UP) y estuvo exiliada en Suecia durante 26 años, pidió al Gobierno colombiano frenar los ataques “sistemáticos” contra organizaciones y líderes populares, y advirtió de que no puede repetirse el genocidio de la UP. La UP se fundó en 1985 como parte de un proceso de paz iniciado un año antes por las FARC con el Gobierno del entonces presidente Belisario Betancur, pero fue diezmada en un genocidio que costó la vida a 4.000 de sus militantes.