• Viernes, 15 de Diciembre de 2017

El Parlamento gallego saca adelante la primera ley de puertos de la comunidad

La ley de puertos de Galicia, que contempla la ampliación de las concesiones administrativas de 30 a 50 años, recibió en el pleno la aprobación definitiva solo con los votos del PPdeG.

El Parlamento gallego saca adelante la primera ley de puertos de la comunidad
El puerto coruñés de Sada es uno de los que integran la red de Portos de Galicia | aec
El puerto coruñés de Sada es uno de los que integran la red de Portos de Galicia | aec

La ley de puertos de Galicia, que contempla la ampliación de las concesiones administrativas de 30 a 50 años, recibió en el pleno la aprobación definitiva solo con los votos del PPdeG. La oposición, que la rechazó en bloque, censura el “rodillo” de los populares y el carácter privatizador de la norma, y augura que acarreará conflictos con los ayuntamientos, al entender que “invade competencias municipales”.
Enfrente, la diputada popular Teresa Egerique celebró que, “tras una larga travesía” llegue a buen puerto la primera ley de carácter autonómico que regulará la gestión y explotación de los 122 puertos dependientes de la Administración gallega. Una normativa que permitirá adaptar la ley estatal a las particularidades de la comunidad a lo largo de 1.700 kilómetros de costa, explicó la representante.
“Hoy reforzamos nuestro autogobierno”, proclamó Egerique, quien defendió la postura del grupo mayoritario y advirtió de que, a su entender, las enmiendas no aceptadas a la oposición no “mejoraban” esta norma porque “esta es una ley del sector, no una ley política”, esgrimió, antes de subrayar que los implicados realizaron aportaciones conforme a las que ha sido articulada.
Por su parte, la parlamentaria del BNG, Montse Prado, interpretó que “ya no es que hayan pasado el rodillo, el PP hizo de auténtica apisonadora” y ejemplificó con que, de las más de 100 enmiendas planteadas por los nacionalistas, los populares asumieron cambiar “una palabra”: “¿Dónde están el diálogo, el consenso o escuchar? No existen en su diccionario”, lamentó.
Prado también incidió en que esta sí es “una ley política” y “claramente privatizadora”, encaminada “aún más a imponer la filosofía del libre mercado”. Una ley “para hacer caja” y que no atiende a la cooperación con los ayuntamientos en los que están ubicadas las instalaciones portuarias, sino que opta por el modelo del ordeno y mando, indicó.
Del mismo modo, remarcó que el modelo que defiende el BNG es distinto al que reivindica el PP. “El suyo es el importado de Madrid, y el del BNG, al servicio de los gallegos. Esta es una ley para una región, no para una nación”, advirtió Prado, en desacuerdo con la interpretación de los populares de que “refuerza el autogobierno”.
También la diputada socialista Loli Toja ironizó con el “monólogo” del PPdeG y reprobó que los populares no se abran a articular una ley de puertos consensuada. En todo caso, destacó que, gracias a la aprobación de una enmienda socialista, se recoge la obligación de realizar un informe sobre la gestión y contratos de Portos en aras “de la transparencia”. “Ahora, háganlo”, instó la portavoz del PSdeG.