El reloj de Sol, listo para anunciar que llega 2018

El reloj de Sol, listo para anunciar que llega 2018
El maestro relojero Jesús López Terradas, conservador del reloj de la Puerta del Sol | efe
El maestro relojero Jesús López Terradas, conservador del reloj de la Puerta del Sol | efe

El reloj de la Puerta del Sol está “como nuevo”, con su maquinaria engrasada y reluciente como el primer día y a punto para dar las campanadas en la medianoche del próximo domingo, 31 de diciembre, después de dar su tictac incansable durante siglo y medio. El relojero Jesús López, uno de los encargados del mantenimiento del reloj, dijo ayer a Efe que no tiene duda de la fiabilidad del mecanismo del reloj después de quince días “comprobando y mirando todo” para asegurar que el reloj funcionará “a la perfección”.
El reloj está a punto, pero, en todo caso, como se ha hecho otros años, 24 horas antes, en la medianoche del sábado, habrá un ensayo para comprobar por última vez el mecanismo de la bola y la megafonía. Será el ensayo con gran público, también llamado las “preuvas”, a las que acuden cientos de personas que no podrán estar despidiendo el año al día siguiente en la Puerta del Sol.
El especialista de Losada, la casa relojera que se encarga del reloj desde hace veinte años, insiste en que los cuidados que toman en su trabajo hacen “que esté todo garantizado para que las campanadas suenen a la hora que toca”. “Que faltando 28 segundos para las doce caiga la bola, que veinte segundos antes empiecen a sonar los cuartos y que a las doce en punto, suene la primera de las doce campanadas”, explica Jesús López. “Suele ocurrir (dice el relojero con una sonrisa) que, como los cuartos son cuatro bloques de dos campanadas, hay personas que en la sexta o en la séptima se disparan... Y está comprobado que, cuando uno empieza a comer uvas, los demás van detrás...”.
Al técnico de la Casa Losada casi se le ilumina la cara hablando del reloj, el más popular de España, instalado en la fachada de la antigua Casa de Correos, sede del Gobierno regional madrileño. López destaca del reloj sus características técnicas, su construcción en horizontal sobre dos vigas de madera paralelas, la solidez de sus piezas de acero y de latón, su precisión y fiabilidad, ya en su época una tecnología puntera a nivel mundial. l