• Lunes, 25 de Septiembre de 2017

La principal colonia de pingüinos de la Antártida, en peligro

una de las colonias más grandes de pingüinos gentú en la Antártida ha sido diezmada por erupciones volcánicas durante los últimos 7.000 años, según reveló un estudio liderado por un equipo internacional de investigadores.

La principal colonia de pingüinos de la Antártida, en peligro
Crías de pingüinos en la isla de Livingston | RENATO BORRÁS (efe)
Crías de pingüinos en la isla de Livingston | RENATO BORRÁS (efe)

una de las colonias más grandes de pingüinos gentú en la Antártida ha sido diezmada por erupciones volcánicas durante los últimos 7.000 años, según reveló un estudio liderado por un equipo internacional de investigadores, dirigido por el British Antarctic Survey (BAS), en el Reino Unido.

A raíz del estudio del guano de pingüinos antiguos, los investigadores descubrieron que la colonia se acercó a la extinción varias veces debido a la caída de ceniza del volcán cercano de la Isla Decepción, cerca de la Península Antártica, y actualmente el hogar de una población de alrededor de 5.000 pares de pingüinos gentú. El estudio fue publicado ayer en la revista científica sobre naturaleza “Nature Communications”.

“Los cambios en las poblaciones de pingüinos en la Península Antártica se relacionaron con la variabilidad del clima y los cambios en el hielo marino, pero no se había considerado previamente el impacto a largo plazo potencialmente devastador de la actividad volcánica”, señaló la doctora Claire Waluda, de BAS.
Las condiciones climáticas alrededor de la Isla Decepción han sido generalmente favorables para los pingüinos en los últimos 7.000 años y el equipo de científicos esperaba que la población local mostrara fluctuaciones menores en respuesta a los cambios en el clima o el hielo marino. Pero el resultado fue que el cercano volcán de la Isla Decepción tuvo un impacto mucho mayor de lo que se había anticipado.

“Cuando examinamos por primera vez los núcleos de los sedimentos nos sorprendió el intenso olor del guano en algunas capas y también pudimos ver claramente las capas de cenizas volcánicas de la Isla Decepción cercana”, declaró el autor principal de la investigación, Steve Roberts, de BAS, que afirma que al medir la química del sedimento, se pudo estimar el número de poblaciones a lo largo de todo el periodo y ver cómo los pingüinos se vieron afectados por las erupciones. “En al menos tres ocasiones en los últimos 7.000 años, la población de pingüinos fue similar en magnitud a la actualidad”, indicaron. l