F. J. Ossang y la reivindicación del punk y el “gamberrismo”

El director F.J. Ossang posa en la 70 edición del Festival de Cine de Locarno | URS FLUEELER (efe)

El director francés acudió a Santiago a la presentación de la XIV edición del festival de cine Curtocircuito, en la que los asistentes podrán ver varias de sus obras en la sección retrospectiva

El director francés F.J. Ossang se encuentra en Galicia invitado en la XIV edición del festival Curtocircuíto y afirmó que “claro” que existe una escena punk y que este movimiento atraviesa aún un buen momento.
Al respecto de su participación en el festival, Ossang reivindicó el formato corto para hacer “prospección” desde la “libertad” y la falta de “presión comercial”.
Varios de sus cortos y también alguno de sus largometrajes podrán verse en la retrospectiva que este año dedica Curtocircuíto a este autor, con un estilo inconfundible que combina elementos punk, situacionismo, “film noir” y ficción postacopalíptica.
La cinematografía de F.J.Ossang se caracteriza por una pasión por el cine de género, el cine negro y, en el caso de “nueve dedos”, su última obra premiada en el festival de Locarno, del cine mudo y del expresionismo alemán. Su labor como director se inicia en 1982 con el cortometraje “El último enigma”. La sala Numax proyectará el próximo sábado el primer largo del autor, “El caso de las Divisiones Morituri”, estrenada en 1985  
Asiste, además, en un momento dulce de su carrera, ya que acaba de ser galardonado con el premio a la mejor dirección en la pasada edición del festival internacional de Locarno, localidad en la que se encontró con el director de este festival santiagués, Pela del Álamo, quien también formaba parte de la lista de invitados.
Poeta, músico, cineasta y actor, F.J. Ossang fue definido por Joe Strummer (líder de la banda The Clash) como “el único director con el que volvería a trabajar sin dudarlo”. Sobre su colaboración con Strummer y con otros artistas, muchos de ellos portugueses, pero también chilenos y escoceses, entre otros, charló Ossang en su encuentro con los medios de comunicación en ella sala de prensa del santiagués Pazo de Raxoi.
Al respecto, confesó su gusto por “los acentos”, y mostró su “placer” por “descubrir” Galicia, tierra en la que no había estado pese a haber vivido durante una temporada en Asturias y a pesar de haber rodado en varias ocasiones en Portugal.
De la capital gallega valoró que no es una ciudad “tan pequeña” como dicen, y la equiparó con otras localidades como las de Clermont-Ferrand y Vila do Conde, en las que hay festivales de cine como Curtocircuito
 En la presentación de Ossang, la concejala responsable de cultura del ayuntamiento de Santiago, Branca Novoneyra, reivindicó la obra y personalidad de este autor “subversivo” y de perfil “inconformista”.
Pela del Álamo, por su parte, celebró poder contar con uno de los cineastas “de referencia” en la cita, y afirmó que su perfil encaja a la perfección con el estilo de Curtocircuito de ser “gamberro pero riguroso”. l