• Lunes, 20 de Noviembre de 2017

ERC reconoce que el Govern no estaba preparado para una república con “violencia” del Estado

El portavoz de ERC, Sergi Sabriá, dijo ayer que la república declarada desde el Parlamento catalán no se llegó a implementar nunca porque el Gobierno regional no estaba preparado para “la violencia” del Estado.

ERC reconoce que el Govern no estaba preparado para una república con “violencia” del Estado

El portavoz de ERC, Sergi Sabriá, dijo ayer que la república declarada desde el Parlamento catalán no se llegó a implementar nunca porque el Gobierno regional no estaba preparado para “la violencia” del Estado. “El país y el Govern no estaban preparados para hacer frente a un Estado autoritario y sin límites a la hora de aplicar la violencia. El Govern tenía una línea roja, que era la de la no violencia”, expuso tras reunirse la dirección del partido.
Así, los republicanos aseguran que sí hubiera sido posible desarrollar la independencia tras la votación del Parlamento autonómico, pero no se hizo ante “los riesgos” para los catalanes que suponía enfrentarse a la respuesta estatal.
ERC defiende que la Generalitat hubiera implementado una república si no hubiera violencia, pero asegura que el Gobierno catalán tenía indicios de que el escenario no sería pacífico: “Ante las pruebas claras de esta violencia, decidimos no traspasar la línea roja”. “Nunca hubiéramos superado la situación de poner en riesgo a los ciudadanos del país”, y añadió que la independencia sigue siendo el objetivo primordial del partido. Sabriá defendió que no querían “comprobar con muertos” hasta dónde hubiera llegado la repuesta del Estado, y ahora incluirán en el programa electoral el impulso de un proceso constituyente catalán sin poner plazo sobre cuándo debe conseguirse un Estado catalán.

Sin poner plazo
Sabriá alegó que la costumbre de poner plazos no ha ayudado especialmente al proceso soberanista: “No es un tema de calendarios. No renunciaremos a nuestros principios. Continuaremos trabajando por lo mismo. Nuestro objetivo es la independencia y mantendremos siempre la línea roja de la no violencia”.
ERC se pronució así después de que la exconsejera que actualmente está en Bruselas Clara Ponsatí afirmara el domingo que el Gobierno catalán no estaba preparado para aplicar la proclamación de la república, “para dar continuidad política de forma sólida a lo que hizo el pueblo de Cataluña el 1-O”.
También opinó sobre que el expresidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, afirmase que está abierto a definir “otra relación con España” alternativa a la independencia: ERC considera que esto no significa que él recule respecto a sus posiciones independentistas. Esquerra reivindica además el compromiso de todo el Gobierno cesado con el proyecto independentista: “Puigdemont está exiliado por haber cumplido su compromiso electoral. No hay dudas sobre el compromiso del presidente”. Sabriá reivindicó también la trayectoria de su propio partido de 86 años defendiendo la independencia, incluso cuando eran una minoría y lo seguirán haciendo ahora que la avala una “mayoría social”.
Por otra parte, la magistrada de la Audiencia Nacional Carmen Lamela confirmó ayer la orden europea de detención y entrega (OEDE) contra los exconsellers de la Generalitat Meritxell Serret y Antonio Comín, quienes permanecen en Bélgica junto con el expresidente Carles Puigdemont, y explicó que se les persigue, no por defender sus ideas, sino por participar “decisivamente” en la celebración de un referéndum para la escisión de Cataluña.
La juez rechazó el recurso interpuesto por la defensa de los dos exconsellers fugados contra el auto del pasado 3 de noviembre por el cual dictaba las órdenes de detención contra los cinco exmiembros del Govern que no acudieron a declarar.