• Domingo, 04 de Diciembre de 2016

Bruno Gama, ausente debido a unas molestias musculares


Bruno Gama puso la nota negativa en una mañana ya de por si triste para el Deportivo, tras irse de vacío en La Rosaleda. El futbolista portugués no saltó al campo en Abegondo debido a las molestias musculares en el bíceps femoral de su pierna izquierda que sufrió tras el encuentro ante el Mála

Bruno Gama, ausente debido a unas molestias musculares
El futbolista portugués estuvo en Málaga más participativo que en otros choques 	alfaquí
El futbolista portugués estuvo en Málaga más participativo que en otros choques alfaquí

 

Bruno Gama puso la nota negativa en una mañana ya de por si triste para el Deportivo, tras irse de vacío en La Rosaleda. El futbolista portugués no saltó al campo en Abegondo debido a las molestias musculares en el bíceps femoral de su pierna izquierda que sufrió tras el encuentro ante el Málaga.
El jugador de Braga recibió ayer tratamiento médico y de fisioterapia en las instalaciones de ‘El Mundo del Fútbol’ y será sometido en los próximos días a pruebas médicas complementarias para conocer el alcance exacto de estas molestias.
Este contratiempo implica que será muy probablemente baja de cara al duelo de Copa del Rey de mañana en el Benito Villamarín ante el Betis.
El futbolista luso, habitual en los planes de Garitano a pesar de estar protagonizando un comienzo de Liga irregular, cuajó ante el Málaga posiblemente su mejor encuentro en lo que va de curso.
Su protagonismo ya empezó en los primeros compases del duelo, debido al penalti que cometió sobre él Ricca y que Celso Borges se encargó de transformar. Mucho más participativo que en otros partidos, Bruno lo intentó también disparando desde media distancia.
En un encuentro en el que el Deportivo fue capaz de sobreponerse y revertir en menos media hora dos goles en contra, la alta intensidad física pudo pasarle factura a Bruno.

solo una ausencia
Bruno solo se perdió el encuentro ante el Leganés. Ha jugado los once partidos restantes como titular, sumando un total de 808 minutos. Habitual en las alas, su baja podría abrirle la puerta al once a un muy entonado Carles Gil, que revolucionó el choque en La Rosaleda.