La Zona Obelisco experimenta un nuevo boom de aperturas de tiendas y locales hosteleros

La Zona Obelisco es un lugar de paso que vuelve a vivir el esplendor de hace unos años, en los que todos los locales comerciales estaban ocupados. Si bien es cierto que todavía falta camino para conseguir el pleno, el entorno ha vuelto a vivir una oleada de aperturas en el último mes.

La Zona Obelisco experimenta un nuevo boom de aperturas de tiendas y locales hosteleros
La zona ha registrado numerosas inauguraciones en el último mes | quintana
La zona ha registrado numerosas inauguraciones en el último mes | quintana

La Zona Obelisco es un lugar de paso que vuelve a vivir el esplendor de hace unos años, en los que todos los locales comerciales estaban ocupados. Si bien es cierto que todavía falta camino para conseguir el pleno, el entorno ha vuelto a vivir una oleada de aperturas en el último mes. Algo más de una decena de negocios han abierto sus puertas, y no con el único objetivo de hacer caja durante el verano.
Con el consumo de los turistas bastante restringido en esta temporada (como han reconocido los propios comerciantes), los emprendedores siguen apostando por instalarse en la calle Real y su entorno. En las últimas semanas  se han inaugurado en la zona todo tipo de negocios y todavía hay bajos en los que se detectan reformas en marcha en calles como Cordelería o Panaderas, por ejemplo. Desde una panadería en la Rúa Nova a un restaurante en la plaza de San Andrés, un espacio que se reveló como gran punto de encuentro hace no mucho.
En la primera calle hay una farmacia a punto de estrenarse y algún que otro movimiento más y junto a la plaza se reabrió un local de hostelería que ahora lleva el queso por bandera. Tanto en San Andrés como en la calle Real se han inaugurado recientemente tiendas especializadas en regalos y detalles bonitos y en Torreiro se instala una zapatería infantil. 
Aunque está algo más alejada, los comerciantes del entorno también consideran parte de su zona la nueva tienda de la firma Tezenis en el centro de la ciudad. No obstante, esta podría adjuntarse también al Distrito Picasso por cercanía geográfica con los buques insignia de Inditex.
El tirón del verano
Incluso la calle de la Franja parece haber despertado un poco, aunque en este caso sí podría ser solo por el efecto llamada del estío y la llegada de turistas. Algunos de los locales que permanecían en alquiler o traspaso hace poco han vuelto a reabierto para intentar aprovechar el gasto de los turistas, que no tienen tantas reticencias a la hora de invertir en hostelería como en comercio. 
Al menos unos tres establecimientos han tomado forma y, por supuesto, otros de toda la ciudad que ya estaban funcionando han readaptado sus horarios para poder conseguir ingresos extra durante la temporada alta. l