• Sábado, 25 de Noviembre de 2017

El programa de limpieza de la Marea no convence después de su primera etapa

Hace algo más de tres meses el Gobierno municipal puso en marcha “A pé de barrio” con el objetivo de mejorar la limpieza en la vía pública. Desde entonces y hasta ayer este programa se estuvo desarrollando por el distrito 10, que comprende zonas como Monte Alto, Ciudad Vieja, Zalaeta o Pescadería, entre otras.

El programa de limpieza de la Marea no convence después de su primera etapa
Un contenedor de reciclaje con evidentes signos de deterioro | javier alborés
Un contenedor de reciclaje con evidentes signos de deterioro | javier alborés

Hace algo más de tres meses el Gobierno municipal puso en marcha “A pé de barrio” con el objetivo de mejorar la limpieza en la vía pública. Desde entonces y hasta ayer este programa se estuvo desarrollando por el distrito 10, que comprende zonas como Monte Alto, Ciudad Vieja, Zalaeta o Pescadería, entre otras. A pesar de las labores desarrolladas, algunos puntos de esta parte de la ciudad continúan marcadas por el mal estado debido a la acción de los vándalos o la falta de mantenimiento.
Así, en zonas como Zalaeta algunos podrían dudar de que esta iniciativa de limpieza intensiva haya pasado por el lugar. En la plaza de Juan de Naya hay una instalación de juegos infantiles en la que los elementos que utilizan los niños están “decorados” por pintadas. 
Esta misma situación se produce en un lugar próximo como son unos bolardos que hay en el tramo de la calle del Corralón que une las de Zalaeta y Orzán, y un contenedor destinado al reciclaje de papel y cartón en la plaza del Pintor Sotomayor.
Entre las tareas llevadas a cabo por los técnicos estaban la limpieza viaria, el mantenimiento de contenedores y otros elementos del mobiliario urbano, la retirada de hierbas, o la limpieza y repintado de señales y pasos de peatones, entre otras.
Sin embargo, no solo en Zalaeta se podía observar que la implementación de este programa ha dejado atrás algunos de estos aspectos incompletos. Por ejemplo, en puntos como las calles Real o Bailén existen papeleras en mal estado que no fueron reparadas o reemplazadas a pesar de ello. Otros detalles son que en uno de los accesos al aparcamiento subterráneo de María Pita existen pintadas, lo mismo que sucede en la parte trasera del quiosco de la plaza del Humor, en la que hay un homenaje a la antigua plaza de los Ovos estropeado por los vándalos.

Insuficiente
Otro punto sobre el que estuvo trabajando el Gobierno local fue en la explanada de O Parrote, delante de los arcos en los que se iban a instalar locales hosteleros. En esta zona hay una parte con varios bancos y en la que desde hace tiempo crece la hierba descontrolada entre las baldosas del suelo. El propio Ayuntamiento publicó en sus perfiles en redes sociales una foto de operarios trabajando en este lugar, pero la realidad es que todavía queda vegetación, en algunos casos bastante más alta que a ras de suelo.
La falta de limpieza en la vía pública es un aspecto recurrente de crítica al Gobierno local tanto por parte de la oposición como de los propios vecinos. Desde María Pita se puso en marcha este plan para reducir estas protestas, pero la actuación en algunos casos resultó insuficiente.
Durante estos tres meses el programa “A pé de barrio” se desarrolló en diferentes zonas como Monte Alto, Atochas, Ciudad Vieja, Orillamar, As Lagoas, Pelamios, Zalaeta, Orzán, Maestranza, Pescadería, Adormideras, A Torre y Agra de San Amaro. l