• Domingo, 18 de Febrero de 2018

Oleiros no aceptará al nuevo director que designe la Xunta para el colegio de A Rabadeira

El Ayuntamiento de Oleiros no aceptará al nuevo director del colegio de Educación Primaria de A Rabadeira si es designado por la Xunta, a través de la Consellería de Educación.

Oleiros no aceptará al nuevo director que designe la Xunta para el colegio de A Rabadeira

El Ayuntamiento de Oleiros no aceptará al nuevo director del colegio de Educación Primaria de A Rabadeira si es designado por la Xunta, a través de la Consellería de Educación.

“Que tengan cuidado con la persona designada porque no aceptaremos a cualquier persona teniendo en cuenta, además, que ninguno de los profesores quiere sustituir al director que dimitió” dijo ayer el alcalde, Ángel García Seoane.

Seoane afirma que ninguno de los docentes quiere ser el sustituto del dimisionario

El regidor quiso mostrar de nuevo su apoyo al consejo escolar que dimitió la pasada semana después de que la Xunta decidiese incrementar las plazas de comedor del colegio para dar cabida a un escolar, hijo de un alto cargo del Ejecutivo autonómico.

La Xunta, por su parte, tras las críticas recibidas por su actuación señaló que se había ajustado a los procedimientos legalmente establecidos y que su decisión se ajustaba a derecho. Además señalaba que los padres del menor eran los únicos que habían reclamado y que ninguno de los progenitores del resto de 31 niños en lista de espera se habían dirigido a la Consellería de Educación para plantear protesta alguna.

Seoane, sin embargo, reclamó al Ejecutivo autonómico que realizase las gestiones pertinentes para que se ampliasen el número de plazas de comedor para dar cabida al resto de los niños. Una petición sobre la que la Xunta todavía no se ha pronunciado

conforme a derecho

Por su parte, el conselleiro de Educación, Jesús Vázquez, volvió a insistir ayer en que se actuó “conforme a derecho” y que en ningún momento se produjo trato de favor alguno. Además precisó que existen otros casos implicados en esas mismas circunstancias. Es decir, personas que tendrían derecho a ese comedor.

Asimismo un grupo de treinta y tres profesores del claustro del colegio de A Rabadeira realizaron una asamblea el pasado lunes, día 12.

En ella mostraron su apoyo al consejo escolar que dimitió la pasada semana respecto a la resoluciones que adoptaron con respecto al comedor.

También reclamaron a la administración autonómica que se encargue de todas las cuestiones burocráticas relacionados con los comedores y no los consejos escolares.