• Lunes, 25 de Septiembre de 2017

Los geriatras piden medidas para detectar la demencia en Atención Primaria

La Sociedade Galega de Xerontoloxía e Xeriatría (SGXX) propuso ayer durante la celebración de una mesa redonda la puesta en marcha en la Atención Primaria de un programa para prevenir, detectar e intervenir en las demencias.

Los geriatras piden medidas para detectar la demencia en Atención Primaria
La Sociedade de Xerontoloxía e Xeriatría presentó ayer datos
La Sociedade de Xerontoloxía e Xeriatría presentó ayer datos

La Sociedade Galega de Xerontoloxía e Xeriatría (SGXX) propuso ayer durante la celebración de una mesa redonda la puesta en marcha en la Atención Primaria de un programa para prevenir, detectar e intervenir en las demencias.
En el acto, que también organizaba la Real Academia de Medicina y Cirugía de Galicia, situaron en más de 35.000, los gallegos enfermos de Alzhéimer, dentro de una media de pérdida de memoria asociada a la edad, que coloca con demencia a más del 25% de la población mayor de 65 años, un porcentaje que asciende al 75%, en el caso de los que superan los 75, según el investigador José Carlos Millán.
El ponente recordó que apróximadamente el 40% de los casos de demencia en Galicia están sin diagnosticar. Esto hace pensar en la necesidad de poner a funcionar “estrategias que permitan realizar una detección precoz del deterioro cognitivo”. Para el profesor, bastaría con incorporar estas medidas con una consulta que no consumiría más de cinco minutos.
En concreto, Millán señaló que la prevalencia de las demencias afecta al uno por ciento de los menores de 60 años, entre el cinco y el diez en los mayores de 65, y entre el 30 y el 50 por ciento de los que superan los 85 años. Su incidencia se duplica en cada quinquenio a partir de los 65 años, con lo que en 2.020, el experto calculaba que serán el doble los que tengan pérdida de memoria. Ante esta situación, la SGXX exige más atención y asistencia en un ámbito en el que la mayoría de las ocasiones pasa más de un año entre la aparición de síntomas y el diagnóstico.
Por su parte, el profesor David Facal viene de terminar un proyecto pionero con el que él y su equipo pretenden encontrar instrumentos rápidos para lograr una acertada evaluación cognitiva. Según el experto, estos medios han de ser nuevos para ir más al detalle con el objetivo de diferenciar la demencia del resto con las particularidades que genera.