Los conductores de autobuses urbanos critican la ampliación de horarios impuesta por el Ayuntamiento

El comité de empresa de la Compañía de Tranvías de A Coruña denunció ayer la situación en la que el Ayuntamiento ha puesto a algunos conductores al decidir ampliar el horario de varias líneas del transporte público durante la semana de la Feira das Marabillas.

Los conductores de autobuses urbanos critican la ampliación de horarios impuesta por el Ayuntamiento
Los visitantes de la feria se animan a hacer compras	quintana
Los visitantes de la feria se animan a hacer compras quintana

El comité de empresa de la Compañía de Tranvías de A Coruña denunció ayer la situación en la que el Ayuntamiento ha puesto a algunos conductores al decidir ampliar el horario de varias líneas del transporte público durante la semana de la Feira das Marabillas. Estos acusaron al Gobierno municipal de actuar de forma “unilateral” en un asunto que afecta a su descanso y puede conllevar un incumplimiento de la legislación laboral.
Los trabajadores manifestaron su malestar “pola decisión improvisada do Concello da Coruña de ampliar os horarios da práctica totalidade das liñas de autobuses urbanos”.
“O Concello promove que se modifiquen as condicións de traballo de maneira unilateral por parte da empresa, xa que a premura coa que comunica a decisión nin sequera posibilita á Compañía de Tranvías seguir os procedementos legais para a modificación das xornadas ou recorrer á contratación de persoal temporal para cubrir as horas a maiores”, subrayaron.
Según cuentan, el Ejecutivo municipal llamó un jueves para que el nuevo horario funcionase la semana siguiente, una conducta que “afean”. Entienden que con esta política la Administración puede empujar a una de sus empresas concesionarias de un servicio público a saltarse la legislación vigente en materia laboral.
Además, el comité sostiene que con esta decisión el equipo de Xulio Ferreiro promueve la realización de horas extraordinarias nocturnas, que en algunos casos llegan a ampliar en tres horas una jornada de trabajo normal. Además de por el cansancio de los conductores tras la realización “xornadas maratonianas”, los representantes se quejan de que de esta forma se dificulta la conciliación laboral y familiar.
“Á vista desta actuación, o Comité de Tranvías da Coruña fai un chamamento ao Concello da Coruña para que cumpra a súa promesa electoral a respecto da apertura dunha interlocución coa representación legal dos traballadores das contratas municipais”, exigen.