¿Cuál es la tarifa media de electricidad?

¿Cuál es la tarifa media de electricidad?
ahorro-luz
ahorro-luz

Es sabido que España tiene la mayor facturación en cuanto a energía eléctrica, en comparación con resto de los países de Europa. La producción de electricidad es costosa tanto para los ciudadanos como para el medio ambiente. Por suerte, actualmente ha surgido una tendencia de empresas encargadas de generar energía verde con menos contaminación para el planeta azul.  

 En cualquier caso, los costes de facturación de energía eléctrica de España ostentan cifras que indican, un aumento medio del 8% con respecto de la factura del resto de europeos.

Tipos de empresas que ofrecen servicio eléctrico

Existen numerosas empresas en el mercado que ofrecen suministro eléctrico y sus precios son calculados a través de dos metodologías principalmente.

Algunas tarifas son calculadas en función de un coste fijo estipulado por el gobierno español, a través del Ministerio de Industria, Energía y Turismo. La segunda opción, es variable, y su cuantía se calcula en función del tipo de consumo mensual que tengan los usuarios

En ambos casos, el efecto invernadero, la lluvia ácida y el deterioro de la capa de ozono son algunas de las consecuencias más costosas que paga el medio ambiente por la producción de electricidad.

Sin embargo, existe la posibilidad de acceder a energía verde y una de las mejores opciones se pueden encontrar en el mercado son las tarifas de Podo, compañía eléctrica que ofrece los costes más económicos.

Una solución eléctrica personalizada

Con sólo conocer la dirección fiscal del solicitante, la compañía realiza un cálculo del patrón de consumo, y ofrece una solución individualizada, adaptándola a la forma de pago de preferencia de su cliente.

Las estadísticas indican que la mayoría de los ciudadanos españoles desconocen el importe que gastan en función de los kilovatios de energía eléctrica, aunque bien es cierto que con Podo podrán conocer el gasto estimado y real de forma sencilla, en cualquier momento.

En el 2017, la comercializadora se convirtió en la opción más económica del país. Sus tarifas: FIJO permite tener un precio estable mensualmente y FLEXI que tiene como particularidad la posibilidad de facturar cada mes la cantidad que se consume.

Una de las mayores preocupaciones de un ciudadano que usa la energía eléctrica diariamente es excederse en el consumo, pero al convenir un contrato con esta empresa, pueden activarse alarmas de ahorro para avisar a los clientes en el momento que se haya rebasado el límite establecido.

Si un usuario gasta más del contrato que ha suscrito, la empresa ofrece la posibilidad de pagarlo a lo largo del siguiente año prorrateado por cuotas.

Pago justo y energía limpia

El viento y la luz solar funcionan perfectamente como fuentes en la producción de energía limpia, sin ocasionar daños al medio ambiente, al menos de forma masiva.

Sin embargo, los perjuicios que se le pueden causar al planeta con el uso de la energía eléctrica, pueden reducirse tomando medidas en el hogar.

El tamaño de la vivienda influye en si se gastará más o menos electricidad. Cuanto más grande sea la edificación, más energía eléctrica tendrá que gastar. En este sentido, es recomendable revisar el aislamiento de la vivienda para optimizar el consumo eficiente.

Si se poseen calderas, es preferible que sean nuevas, ya que su consumo es menor con respecto a las antiguas.

La cantidad de personas que habitan un domicilio también repercute directamente en la factura de la luz. Dentro de los hábitos de las personas, se tiene en cuenta el estilo de vida que llevan y cómo son sus actividades en cuanto al uso de artefactos que consumen luz eléctrica.

¿Cómo se produce la energía verde?

El sol, el viento, la circulación del agua, las altas temperaturas de la tierra y las vegetaciones son fuentes empleadas para la producción de electricidad verde. Estos elementos naturales son tratados con tecnologías que no generan residuos o en su defecto con emisiones mínimas.

El término energía verde ha sido acuñado en los últimos tiempos. Estadísticas indican que más del 40% de la energía eléctrica fue producida gracias a las fuentes renovables.

¿Cómo calcular el gasto de energía?

Alguno de los dispositivos que más consumen energía eléctrica en un hogar son la nevera, el congelador, la lavadora, el lavavajillas, la secadora y la televisión. También, dentro de esta lista de aparatos con gran consumo se cuentan la calefacción, el calentador de agua y el uso de la cocina.

Informes de la Red Eléctrica de España indican que los aparatos domésticos gastan por lo menos, un 60%, en iluminación 15%, en calefacción eléctrica 10% y por lo menos un 5% en los termos que surten agua caliente.

De esto se deduce la importancia de aplicar medidas de ahorro cada día, puesto que los electrodomésticos son uno de los puntos de conflicto en la factura. Asimismo, contar con una planificación oportuna del gasto eléctrico y contratar las tarifas que mejor se adapten a nuestro estilo de vida, son actuaciones que pueden bajar considerablemente el importe de la próxima factura de la luz.