Betanzos prevé combinar el control de accesos con el plan de movilidad

Teniendo en cuenta la diversidad de criterios sobre el tráfico de vehículos en el entorno monumental no es extraño que el Plan de Movilidad del Casco Histórico de Betanzos permanezca en un cajón desde 2013. L

Betanzos prevé combinar el control de accesos con el plan de movilidad
El plan de movilidad del casco histórico se elaboró durante el mandato 2011-2015 | Archivo aec
El plan de movilidad del casco histórico se elaboró durante el mandato 2011-2015 | Archivo aec

Teniendo en cuenta la diversidad de criterios sobre el tráfico de vehículos en el entorno monumental no es extraño que el Plan de Movilidad del Casco Histórico de Betanzos permanezca en un cajón desde 2013. La instalación de nuevos maceteros en la calle Travesa ha reabierto un debate que sigue polarizando a la ciudadanía pues, mientras un amplio sector de los comerciantes de esta área aboga por la libre circulación, otros sectores, e incluso partidos políticos, siguen defendiendo la necesidad de dar prioridad a los peatones sobre los coches en entorno monumental de Betanzos.
El anunciado plan de movilidad contempla casi medio centenar de plazas de aparcamiento exprés, todas con un máximo de tiempo de estacionamiento, pero nunca se había apuntado a cómo velar por el cumplimiento de la normativa, hasta que hace unos meses salió a la luz el inicio del procedimiento para contratar la instalación de un sistema de control de tráfico en el casco histórico mediante lectores de matrícula, con cargo al Plan Único de la Diputación de A Coruña. Un modelo que, de acuerdo con la memoria valorada, afectaría a las calles Roldán, O Castro, Travesa, O Azougue y Os Prateiros, y a las plazas de la Constitución y Fernán Pérez de Andrade.
Según pudo saber este diario, la intención del Gobierno de Betanzos es combinar este sistema de control de los accesos con el plan de movilidad previsto en el anterior mandato, en cuya disposición se contó con la ciudadanía, y que contempla habilitar plazas de estacionamiento exprés, alrededor de 50.

Características
En este sentido, desde la Concejalía de Casco Histórico de Betanzos reconocieron que el plan no se puso en práctica en su momento “porque exigía vigilancia específica para velar por su cumplimiento y el personal era insuficiente”, declaró el responsable del área, Antonio Vázquez Lorenzo.
Ahora, las cámaras detectarán la entrada y salida de los coches, calcularán el tiempo que permanece estacionado y emitirán un aviso en el caso de que supere el tiempo establecido, explicaron desde el Gobierno de Betanzos.
El sistema de control de tráfico también dispondrá de una base de datos con las matrículas de los vehículos estacionados y un dispositivo para detectar los coches mal aparcados, pero de momento, la institución municipal evita establecer plazos para su aplicación, al tiempo que plantea la oportunidad de acuerdos con los sectores implicados, los vecinos y la oposición, convencidos de que serán capaces de encontrar una salida consensuada a una cuestión que desde hace años divide a los ciudadanos de Betanzos.