La Universidad y la Xunta seguirán estudiando sobre los hidrocarburos

La Universidad de A Coruña ha renovado con la Xunta el convenio de colaboración por el que ambas administraciones colaboran en el fomento de la investigación y la realización de pruebas de control de la calidad

La Universidad y la Xunta seguirán estudiando sobre los hidrocarburos
El convenio permitirá controlar la calidad de los productos que se venden en Galicia | aec
El convenio permitirá controlar la calidad de los productos que se venden en Galicia | aec

La Universidad de A Coruña ha renovado con la Xunta el convenio de colaboración por el que ambas administraciones colaboran en el fomento de la investigación y la realización de pruebas de control de la calidad de los hidrocarburos en toda Galicia. El acuerdo, realizado a través de la Consellería de Economía, Emprego e Industria, cuenta con una inversión global de 615.800 euros.
Según aseguró ayer la Xunta a través de un comunicado de prensa, este presupuesto se aplicará tanto este año como el que viene con el objetivo de garantizar la calidad de los productos petrolíferos que están a la venta en Galicia. Además, mediante este convenio también se desarrollará de manera científica y tecnológica la comunidad en el ámbito energético, ya que la colaboración permitirá que se forme a nuevos investigadores.
De esta manera, la Xunta considera “fundamental” ejercer un control de los hidrocarburos como medida de protección de los consumidores. Así, a través de este acuerdo, cooperará con el laboratorio de ensayo de combustibles (Labcomb) que tiene la Universidad de A Coruña en las instalaciones del Centro de Investigaciones Tecnolóxicas y que es el único que cuenta en Galicia con la acreditación ENAC necesaria para la realización de ensayos de productos petrolíferos.
Además de garantizar la calidad de los productos que están a la venta en Galicia –el laboratorio realiza una media de 800 controles anuales de gasolinas, gasóleos, fuelóleos, gases licuados del petróleo y gas natural–, la colaboración entre la Xunta y la Universidad coruñesa ha posibilitado desde su puesta en marcha en el año 2002 que se formase un grupo de investigación estable. A ello se une que el pacto también supuso la formación continua de personal y la mejora y ampliación de sus líneas de investigación.

Formación cualificada
Esta cooperación también apoya la formación de nuevos investigadores y de profesionales altamente cualificados en materia de ensayos de combustibles gracias a la participación de manera continuada en las tareas de investigación y de análisis de estudiantes de tercer ciclo de la Universidad y de la realización de prácticas formativas por parte del alumnado de ciclo medio y superior de laboratorio.
Con este convenio, asegura la Xunta en su comunicado, suman esfuerzos ambas entidades de cara a contribuir al impulso del desarrollo científico y tecnológico de Galicia en el ámbito energético, que está “directamente vinculado co crecemento da actividade económica, polo que se considera prioritario como motor do progreso da comunidade”. l